El Periódico de Catalunya

Martes 25 septiembre 2018

Inicia sesión

Inicia sesión con tu cuenta de El Periódico

Olvidé la contraseña Política de privacidad

Si todavía no eres usuario, Regístrate

ARTE

La cámara amiga del arte catalán

Martí Gasull ha retratado la obra, profesionalmente, y el rostro, por camaradería, de los creadores más grandes del país

La cámara amiga del arte catalán

JOSEP MARIA SUBIRACHS: Gasull no recuerda cuándo tomó la instantánea, pero sí su cariño por Subirachs y lo injustamente maltratado que fue con la Sagrada Família.Martí Gasull

La cámara amiga del arte catalán

JOAN MIRÓ: Un Gasull joven y un encargo difícil: retratar al artista sin importunarle. Lo consiguió y tuvo recompensa: un libro dedicado para «el xicotet de les fotos».Martí Gasull

La cámara amiga del arte catalán

JORGE OTEIZA: Un robado de verdad. La casualidad los llevó a coincidir en una visita al Palau Macaya. Gasull no pudo resistirse; Oteiza ni se enteró.Martí Gasull

La cámara amiga del arte catalán

PEREJAUME: Cuando Perejaume aún no era Perejaume, pero Gasull sí era Gasull, el fotógrafo retrató por primera vez la obra del artista y al artista.Martí Gasull

La cámara amiga del arte catalán

JOAN HERNÁNDEZ PIJUAN: El primer artista para el que Gasull trabajó. Y, junto con Brossa y Subirachs, uno con los que más amistad entabló.Marti Gasull

La cámara amiga del arte catalán

JOSEP GUINOVART: Guinovart necesitaba un retrato para el DNI y le pidió el favor a Gasull. El resultado: 4 horas y cien fotografías. Eran amigos.Martí Gasull

La cámara amiga del arte catalán

JAUME PLENSA: Un documental que TVE realizó sobre el escultor pilló a Gasulla en el taller del autor inmortalizando su obra. Y el momento.Martí Gasull

La cámara amiga del arte catalán

JOAN PONÇ: El objetivo de Gasull no era el creador sino su obra, pero Ponç estaba tan nervioso que la forma de relajarlo fue fotografiándolo.Martí Gasull

La cámara amiga del arte catalán

JOAN BROSSA: Brossa era un «buen amigo» al que le gustaba hacer juegos de manos. «Y aquí acababa de hacer uno», explica Gasull.Marti Gasull Avellan

La cámara amiga del arte catalán

ANTONI TÀPIES: Una relación de toda la vida es lo que permitió a Gasull captar al pintor matérico de una forma tan matérica.Martí Gasull

La cámara amiga del arte catalán

CHRISTO: En 1977, el creador envolvió la galería Joan Prats. Gasull tenía que dejar constancia de la obra y aprovechó para inmortalizar al artista.Martí Gasull

La cámara amiga del arte catalán

JAN DIBBETS: Con el holandés no hubo una gran relación, pero Gasull lo recuerda como una de las figuras más divertidas del arte.Martí Gasull

El quadern robat y Martí Gasull Avellán merecen, exigen, una visita. La primera, una galería que nunca defrauda (hay que subir a un principal y llamar al timbre, pero vencer el miedo escénico vale la pena); y el segundo, un fotógrafo que en sí mismo resume la historia más reciente del arte catalán. Gasull ha sido el retratista de cabecera de muchos de los más significativos artistas del país. No de los personajes en cuestión, sino de su obra. Y ello le ha permitido conocerlos, quererlos y retratarlos. «Son fotos de amigos. Sin posado, sin flas, sin nada... No veo la foto sino a la persona que aprecio», afirma, Treinta de estas instantáneas lucen, nunca mejor dicho, en El quadern robat. Hasta enero.