El Periódico de Catalunya

Miércoles 26 septiembre 2018

Inicia sesión

Inicia sesión con tu cuenta de El Periódico

Olvidé la contraseña Política de privacidad

Si todavía no eres usuario, Regístrate

EL LIBRO DE MI VIDA

Care Santos: "Engañaba a mi padre para seguir leyendo bajo las sábanas"

Care Santos: "Engañaba a mi padre para seguir leyendo bajo las sábanas"

Care Santos.

Care Santos: "Engañaba a mi padre para seguir leyendo bajo las sábanas"

"Podría haber un libro de cada año, de cada mes de mi vida, pero si tengo que escoger uno —uno solo—, me quedo con 'La dama de blanco', del escritor inglés Wilkie Collins. Para algunos, el inventor de la novela de detectives. Para otros, el verdadero talento que alumbraba a su amigo Charles Dickens. Para sus contemporáneos, un hombre difícil y de vida disoluta. Para mí, el primero que me hizo engañar a mi padre para continuar leyendo bajo las sábanas.

Mi padre quería que apagara la luz. Wilkie me lo impedía. Su intriga estaba llena de elementos románticos, de heroínas misteriosas, de apariciones espectrales nocturnas, de almas atormentadas por un desengaño amoroso. Todo aquello me concernía. El romanticismo siempre conecta con los adolescentes. Devoré en unas pocas noches los dos tomos de una raída edición que saqué de la biblioteca. Por las mañanas, me dormía en clase. Las monjas igual pensaron que a mis 13 años llevaba una vida de desorden. La llevaba, por culpa de Wilkie. Si les hubiera hablado de él sabiendo lo que sé hoy, a las pobres hermanas les habría dado un síncope.

Care Santos

Mataró, 1970. Desde que se dio a conocer en el panorama literario con 'Cuentos cítricos', 1995, no ha parado de cosechar premios y lectores, tanto entre el público adulto como entre el infantil y juvenil. Autora de 'Habitaciones cerradas' (llevada recientemente a la televisión) y 'Desig de xocolata' (Premi Ramon Llull), su última novela es 'Diamante azul'.

Fue solo el principio. Wilkie y yo hemos prolongado nuestra relación. Cada verano refuerzo mis votos con él leyendo (o ya casi siempre releyendo) alguno de sus libros. Nunca me ha decepcionado. Nunca en 33 años.

¿De cuántos seres, reales o ficticios, se puede decir lo mismo?".