El Periódico de Catalunya

Martes 25 septiembre 2018

Inicia sesión

Inicia sesión con tu cuenta de El Periódico

Olvidé la contraseña Política de privacidad

Si todavía no eres usuario, Regístrate

bocados con arte

Una visita gourmet a la Casa Vicens

El restaurante Hofmann, con una estrella Michelin, monta cenas y catas en el bonito edificio modernista de Gràcia que levantó Gaudí a finales del siglo XIX

Una visita gourmet a la Casa Vicens

Uno de los 'caterings' de Casa Vicens, de los que se encarga Hofmann.JOAN PUJOL-CREUS

Quizá la Casa Vicens no figure entre los edificios más populares de Barcelona, y eso que fue la primera gran obra de Gaudí. La construyó entre 1883 y 1885 por encargo del corredor de cambio y bolsa Manel Vicens Montaner. Pero es un auténtico caramelo. Tanto por su belleza y relevancia arquitectónica (fue la primera obra maestra del genio reusense) como, desde hace unos días, por la propuesta gastronómica que se ofrece en las visitas: recorrer los rincones de este coqueto inmueble de la calle de las Carolines, 20-26, mientras vas catando vinos y comiendo tapitas de Hofmann. En septiembre, también podrás probar bombones a ciegas mientras un guía te cuenta los secretos del edificio... y del chocolate. Una propuesta golosa.

No acaba ahí la iniciativa que han ideado MoraBanc, actual propietaria de esta joya, y Hofmann, convencidos de que la historia de esta obra modernista entra mejor con el paladar satisfecho (atención a la exposición permanente en la segunda planta, donde el visitante puede conocer más detalles de la Casa Vicens en su contexto social, cultural y artístico).

Desde el mes de marzo, el grupo gastronómico que creó la desaparecida Mey Hofmann y que ahora dirige su hija Silvia (la escuela, la pastelería y restaurantes varios) se encarga de la cafetería de Casa Vicens, ubicada en el jardín de lo que fue una casa de verano. Un bonito entorno para disfrutar de platos sencillos y desenfadados como ensaladas, bocadillos y bollería.

CENAS EN GRUPO

Y si alguien es muy fan del restaurante Hofmann, con una estrella Michelin (o de la alta gastronomía), y de este edificio de Gràcia (o del modernismo), puede montar un evento con su 'catering' o, aún mejor, alquilar el espacio para cenar en grupo platos de la carta de temporada del establecimiento galardonado por la guía francesa. El menú actual incluye ajoblanco de melón, caballa marinada y espuma de almendra; pescado de lonja, espinacas, cremoso de patata y contraste de naranja y sésamo; lomo bajo de rubia gallega, salsa de frincadó, ragú de setas y ñoquis, y, de postre, Cactus (crema de limón, mousse de tequila y chocolate).

Bocados con sabor a arte e historia con los que Gaudí también salivaría.