El sector de los lotes de Navidad encara con optimismo la campaña 2016

El precio medio por lote se sitúa entre 30 y 40 euros, prácticamente el doble que durante los años de la recesión económica

Se lee en minutos

La crisis económica afectó a muchos sectores en nuestro país, algunos menos visibles que otros. Es el caso, por ejemplo, de los distribuidores de lotes y cestas navideñas, que se vieron seriamente impactados por el cierre de empresas y la reducción presupuestaria de las compañías que quedaron en pie. Ahora, cuando queda poco más de un mes para el inicio de las fiestas, el sector encara una campaña que se prevé prometedora por los signos de recuperación que empieza a mostrar la economía española. Así lo explican desde www.lotesycestasdenavidad.es una web empresa dedicada a las cestas de navidad

Según explica el responsable de la empresa, Dámaso Curto, tras el inicio de la crisis “los lotes se resintieron mucho”. Tanto que el precio medio de un lote navideño cayó hasta los 20/25 euros por cesta, una cifra muy inferior a la que se registraba antes de la recesión. El cierre de algunas empresas, la falta de liquidez de otras y el hecho de que algunos empresarios decidieran aprovechar la coyuntura para retirar estos presentes, supuso una caída en picado de las ventas.

No obstante, a partir del 2014 la tendencia empezó a cambiar y las empresas fueron gastando cada vez más en los regalos a sus trabajadores o proveedores con motivos de la fiestas.

Ahora, con la Navidad a la vuelta de la esquina, el sector encara con optimismo una temporada que se prevé mucho más favorable. Tal y como explica Curto, el precio medio de los lotes que venden se ha incrementado hasta los 30/40 euros, lo que supone prácticamente el doble del ticket medio registrado durante los años de la crisis. Un aumento que, desde el sector, se interpreta como un signo de recuperación económica.

Baja la demanda de empleo

Este clima de recuperación también se habría notado en las demandas de empleo. Tal y como explican desde Lotes y Cestas de Navidad, durante los años de la crisis se recibían alrededor de 700 currículums para pedir trabajo coincidiendo con el inicio de la campaña. Ya fuera para cubrir plazas como manipuladores de almacén y logística o en tareas de administración y contabilidad. Este año, no obstante, la cifra de demandantes de empleo se ha reducido drásticamente, ya que “apenas hemos recibido 100”, apunta Curto.

Sea como fuere, lo cierto es que la Navidad es uno de los momentos del año en que las empresas y las familias afrontan un mayor gasto y lo lotes son para muchos un balón de oxígeno entre compras, regalos y otros dispendios.

Te puede interesar

Una tradición que se remonta al Imperio Romano

Pese a que pueda parecer una costumbre reciente, lo cierto es que el regalo de lotes navideños es una tradición que se remonta a la antigua Roma. Se cree que puede estar inspirada en la costumbre romana llamada Sportula, que consistía en el reparto de cestas con alimentos por parte del patrón hacia sus empleados. Una práctica que habría sobrevivido pese al paso de los siglos