29 oct 2020

Ir a contenido

Conducción

Así es la nueva campaña de la DGT: helicópteros, drones, cámaras y furgonetas camufladas

En 2019, un total de 359 personas fallecieron en un accidente de tráfico provocado por una distracción

Marina Baranova

Así es la nueva campaña de la DGT: helicópteros, drones, cámaras y furgonetas camufladas

Las distracciones al volante continúan siendo, por cuarto año consecutivo, la primera causa de accidentes mortales de tráfico en España. De hecho, en 2019, la distracción aparece como factor concurrente en un 28% de los accidentes con víctimas mortales, con un total de 359 fallecidos. Por ello, la Dirección General de Tráfico (DGT) ha puesto en marcha desde el lunes 14 y hasta el próximo domingo 20 de septiembre, una nueva campaña de vigilancia y concienciación de los peligros que suponen las distracciones al volante.

Cabe destacar que esta campaña se enmarca dentro del calendario anual de actuaciones especiales previstas por la Organización Internacional de Policías de Tráfico y que se realiza simultáneamente en muchos países europeos. No obstante, también se realiza en el ámbito urbano, puesto que Tráfico ha invitado a las policías municipales a llevarla a cabo en sus respectivos ámbitos de actuación.

Cámaras, drones, helicópteros y furgonetas camufladas

Desde hace años, la DGT suma otros medios a la vigilancia que realizan los agentes de tráfico a pie de carretera con el objetivo de controlar mejor las distracciones al volante. Concretamente, para esta campaña se están empleando 12 helicópteros, 3 drones, 216 cámaras fijas que están instaladas en las vías y 15 furgonetas itinerantes sin rotular que circulan como cualquier otro vehículo por carretera pero que, debido a sus dimensiones, ofrecen a los agentes de la Agrupación de Tráfico una mejor visión del comportamiento de los conductores al volante.

Cómo evitar las distracciones al volante

Para evitar las distracciones durante la conducción, es importante tener en cuenta las siguientes claves:

  • Antes de conducir: Estar descansado/a, dormir bien, no ingerir alcohol o drogas, no hacer comidas copiosas y cuidar la ingesta de ciertos medicamentos que pueden ser peligrosos al volante.
  • Durante el trayecto: No se recomienda fumar y en caso de sentir somnolencia, se debe parar.
  • Es importante mantener una temperatura agradable en el habitáculo. La temperatura más aconsejable es de 21 o 22 grados.
  • El teléfono móvil es una importante fuente de distracción, de modo que sólo se debe utilizar para emergencias y con el coche parado. Es recomendable activar el `Modo coche¿ antes de emprender un viaje.
  • Manipular la radio o el mp3 es peligroso, puesto que suele distraer al conductor. Por ello, son aconsejables los sistemas que se manejan directamente desde el volante. Programar emisoras y CDs antes de conducir es una buena solución.
  • Intentar programar una ruta en el GPS durante un viaje es muy peligroso, hay que hacerlo antes de salir.

El móvil: el número 1 de las distracciones

Una de las principales distracciones de los conductores es la utilización del teléfono móvil durante la conducción. Su uso multiplica por cuatro el riesgo de sufrir un accidente de tráfico, por lo que es equiparable a la conducción con exceso de alcohol.

Emplear el teléfono móvil al volante supone apartar la vista de la carretera durante un tiempo determinado en el que se recorre una serie de metros sin que el conductor tenga el control del vehículo, ya que la atención la tiene puesta en el móvil. De hecho, según el último informe de Distracciones realizado por el RACE, el 96% de los usuarios encuestados confiesa haber visto a alguien hablando por teléfono mientras conduce y un 76% afirma utilizar el móvil sin hablar, únicamente manipulándolo o mirándolo. Este informe también detalla que en el caso de las redes sociales, el 18% de los conductores confiesa haber usado las redes sociales al volante, de los cuales un 12% lo hace de forma habitual.

Otros factores que provocan distracción

  • El sueño y la fatiga: El sueño y la fatiga son dos factores de riesgo poco conocidos y a la vez muy implicados en la accidentalidad vial, ya que son los causantes de los alcances traseros, las salidas de la vía o algunas invasiones del carril contrario contiguo.
  • Fumar al volante: Normalmente se tarda una media de cuatro segundos en encender un cigarrillo, el tiempo suficiente para recorrer 113 metros si se circula a una velocidad de 100 km/h. Según diversos estudios, fumar al volante multiplica por 1,5 el riesgo de sufrir un accidente de tráfico.

Las distracciones y la ley

Según la Ley de Seguridad Vial, conducir empleando manualmente dispositivos de telefonía móvil, navegadores o cualquier otro sistema de comunicación, así como, conducir usando cascos, auriculares u otros dispositivos que disminuyan la obligatoria atención permanente a la conducción se considera una infracción grave, por lo que estas infracciones suponen una sanción económica de 200 euros y la pérdida de tres puntos del permiso de conducir.