GHANA - COREA DEL SUR (3-2)

La efectividad de Ghana deja a Corea contra las cuerdas

3
Se lee en minutos
Adrià Corominas

Partidazo el que albergó el Education City entre dos selecciones, Corea del Sur y Ghana, que brindaron un gran partido de fútbol, con muchas alternativas y donde solo la efectividad de los africanos hizo que los tres puntos se les escaparan a los de Paulo Bento, que lo intentaron todo -sin acierto-, pero que quedan al borde del abismo.

Ambas selecciones se enfrentaban en la segunda jornada del grupo H después de que ninguna de ellas lograra vencer en el partido inicial. Un partido sin margen de error, sobre todo para los africanos, en el que una derrota suponía su adiós matemático del Mundial de Qatar en la fase de grupos.

Y no parecía pintar muy bien el partido para ellos tras los 25 minutos iniciales, donde los ‘Tigres de Asia’ acorralaron a unas ‘Estrellas Negras’ que sacaban agua de la barca como podían y regalaban el balón a su rival, esperando que se calmaran las aguas.

Agobiados los de Otto Addo ante la intensidad coreana, que se hacía ancha con sus laterales, pero viendo también como pese a ser dominados totalmente, los coreanos no conseguían finalizar ninguna de sus jugadas.

Un hecho que aprovecharon los ghaneses, que penalizaron la falta de precisión de los de Paulo Bento en los últimos metros con un tanto en su primer acercamiento al área de Kim Seung-Gyu.

Fue Salisu quien puso por delante a Ghana tras aprovechar un balón que quedó flotando dentro del área chica tras un lanzamiento de falta de Ayew. El jugador del Southampton se impuso primero por arriba, se hizo espacio después y fusiló a Kim Seung-Gyu en el segundo intento.

Se deshace Corea

Esperó su momento con paciencia Ghana, que vivía agobiada atrás, y golpeó duramente a una Corea del Sur que hasta el momento había llevado claramente la iniciativa, pero que pecó de no ser contundente dentro de las áreas.

Quedó noqueado el cuadro de Paulo Bento. El gol les hizo mucho daño. Y sin tiempo de recomponerse, Kudus anotó el segundo tras peinar un centro de Ayew dentro del área en el que nada pudo hacer Kim.

Un calco de la jugada del primer gol que confirmaba la suma efectividad del conjunto africano y desconectaba por completo a los asiáticos.

Los cambios dan sus frutos

En el segundo tiempo, agitó el árbol Paulo Bento y movió el banquillo con criterio. Uno de los cambios fue la entrada de Lee, que al cuarto de hora de la segunda mitad puso un centro preciso desde la izquierda directo a la cabeza de Cho, que remató a bocajarro para recortar distancias. Un gol que devolvió la intensidad inicial a Corea y que igual que había hecho Ghana en la primera mitad, poco después calcó la jugada del primer tanto para que, otra vez tras un centro desde la izquierda, esta vez de Kim Jin-Su, Cho lo enviara al fondo de la red con un misil tierra aire con la cabeza.

Se había igualado la contienda, pero la última palabra se la reservaba Kudus y la resistencia de las 'Estrellas Negras'. Kudus, porque volvió a aparecer para marcar diferencias, aprovechando un pase atrás de Mensah, que había ganado la línea de fondo, para sentenciar a Corea del Sur.

Y la resistencia de los de Otto Addo para parar a los de Paulo Bento -que acabó expulsado por protestar-, que pese a tener más de 20 minutos por delante e intentarlo todo, no fueron capaces de volver a mover el marcador.

Noticias relacionadas

Sigue muy viva la selección de Ghana, que deberá hacer un buen papel en la última jornada frente a un hueso duro como es Uruguay si quiere estar en octavos.

Contra las cuerdas Corea del Sur, que mereció mucho más, y que esperará un milagro tras cosechar solo un punto en dos jornadas.