LOS PRIMEROS MOTORES QUE RUGEN

Arranca la F-1 exprés de las mascarillas y el distanciamiento

Vuelve la competición con un calendario reducido a la mitad, sin público, sin invitados y rodeada de amplias medidas de seguridad

Solo Verstappen y el no menos poderoso Red Bull podrían evitar que Hamilton iguale a Schumacher como hexacampeón del mundo

El madrileño Carlos Sainz, hoy, en la conferencia de prensa de presentación del GP de Austria, que abre este fin de semana el Mundial de F-1.

El madrileño Carlos Sainz, hoy, en la conferencia de prensa de presentación del GP de Austria, que abre este fin de semana el Mundial de F-1. / AFO / MARK SUTTON

4
Se lee en minutos
Miguel Martínez

Arranca la F-1 exprés. El Mundial de monoplazas se pone en marcha, sin lujo, sin glamour, con distanciamiento y mascarillas. El Red Bull Ring acoge la primera de dos carreras en Austria de un calendario que solo tiene ocho grandes premios confirmados y que no parece que vaya a sumar más de 12. En 15 días regresará la actividad en las motos y en septiembre le tocará el turno al mundial de rallyes. El motor está de vuelta después de tres meses y medio.

EL CALENDARIO

Las 21 carreras iniciales se quedan en ocho. La F-1 regresa con un calendario de ocho carreras —el mínimo al que obliga la Federación Internacional del Automóvil (FIA)— que podrían alargarse a 12 si Mugello, Imola, Portimao y alguna más se unen a un Mundial que tiene muy pocos visos de salir de Europa.

De momento, arranca con una doble carrera en Austria donde se estrena la nueva normalidad: No hay público, ni invitados, ni patrocinadores, ni familiares… nada que no sean los 60 miembros por equipos —antes eran 100— y los empleados de los operadores de televisión. Los hospitalities se han sutituidos por barracones de obras, no habrá celebración en el podio, y aún andan a vueltas para configurar si habrá parrilla o los coches saldrán directamente del box a la vuelta de formación.

Los miembros de los equipos y todos los que acceden al circuito deben realizarse pruebas diariamente. Los equipos manejan un libro de 8 páginas de indicaciones. La F-1 ofrecerá este fin de semana una imagen no muy distinta a la que ya inició el fútbol, y que choca frontalmente con lo que ha sido tradicionalmente este espectáculo.

EL FAVORITO

Verstappen puede evitar el séptimo de Hamilton. Se le vio muy activo en redes sociales y encabezando una manifestación en Londres. Lewis Hamilton se presentó en Spielberg con gesto serio, y una mascarilla negra, como el resto de su ropa ignífuga y los coches. Su lucha contra el racismo ha involucrado a a su equipo y puede que sea capaz también de invitar a toda la parrilla a una genuflexión justo antes de la carrera del domingo.

“No dejaré de presionar hasta que realmente veamos un cambio, pero un cambio real. Ver a una persona de color agregada al 'paddock' no es diversidad, tenemos que profundizar, y realmente tratar de unirnos y hacer lo que podamos para cambiar esto". dijo ayer en Spielberg. Es el auténtico jefe entre los pilotos camino de igualar los siete títulos y superar otros récords del alemán como el número de victorias (a siete) o podios (a cuatro).

Según el “Daily Mail” ha pedido cuatro millones más por temporada (casi 50) para renovar por Mercedes, una cifra que prácticamente doblará al segundo mejor pagado, Max Verstappen. El holandés es su única amenaza. Mercedes asustó en los tests y ha llegado a Spielberg con un motor mejorado, pero el Red Bull Ring y Hungría —las tres primeras carreras— son terreno favorable para Red Bull. “No pienso en ganar por tercer año consecutivo en Austria, solo pienso en el título”, confirma el holandés. 

EL ANIMADOR

El portazo de Vettel hará temblar a Ferrari. No lo quieren y eso molesta. Escuece más si es Ferrari y resulta urticante si eres tetracampeón del mundo. Son los últimos meses de Sebastian Vettel en Maranello. Y por si había duda,nada más llegar a Spielberg desmontó toda la historieta que Ferrari filtró sobre su renovación a los medios italianos. “Nunca hubo una oferta. Fui el primer sorprendido cuando Binotto me llamó y me dijo que no contaban conmigo”. Vettel correrá este año para sí mismo. "Creo que tengo una naturaleza muy competitiva. He logrado muchísimo en este deporte y estoy motivado y deseando conseguir más”, dice mientras asegura que está buscando equipo, y que no tiene prisa en cerrar nada.

Evidentemente, 'Seb' necesita demostrar que sigue en forma, que Ferrari se equivoca, que es el piloto de los cuatro títulos para que Mercedes le abra la puerta como alemán y tetracampeón. “Si tengo que trabajar para el equipo lo haré”, dice sobre esta temporada. No la hecho nunca, ni e Ferrari, nu en Red Bull, así que es poco creíble. Ferrari se prepara para mitigar el portazo que hará retemblar Maranello. Es verdad que un Vettel por libre no será determinante en una temporada en la que han equivocado el diseño del coche y no hay tiempo ni recursos para cambiarlo. “Si somos realistas, debemos pensar que será peor que en 2019”, confirma Charles Leclerc 

Noticias relacionadas

EL PROTAGONISTA

Sainz se despide de McLaren pensando en rojo. “Creo que con todo lo que Carlos mostró el año pasado más la experiencia que tiene en otros equipos, tiene todo para llegar a ser un muy buen piloto y creo que tiene todo lo que necesita para ser competitivo en Ferrari", afirmado Andreas Seild, el jefe de equipo de McLaren, un equipo agradecido a Sainz, que en todo momento estuvo informado de sus negociaciones con Ferrari. “Ya lo he dicho antes, quiero irme como un señor y darlo todo por McLaren en 2020”, insiste Carlos Sainz. Tiene difícil repetir el podio y la puntuación del año pasado. En este 2020, Racing Point parece el cuarto equipo por delante de McLaren, pero 'Carletes' sabe qué trabajo debe hacer para dar un paso más en su progresión y llegar aún más fuerte a Ferrari en 2021.