Trending

creatividad al poder

Un hombre convierte su coche viejo en un divertido vehículo con pedales

El autor de esta obra se llama Vlad, y tiene un canal de Youtube donde lleva a cabo más experimentos creativos como este.

El modelo es un VAZ-1111 Oka, un coche urbanita ruso.
El modelo es un VAZ-1111 Oka, un coche urbanita ruso. | Youtube

Motor Zeta

Hay muchos aficionados del mundo del automóvil que disfrutan de crear cosas nuevas a partir de sus vehículos viejos. Este es el caso de este conductor ruso, que logró transformar su hatcback viejo de color verde chillón en algo que no se había visto jamás.

Porque si alguien le pregunta a este hombre qué motor monta su coche, la respuesta va a ser algo poco convencional, ya que lo que mueve su vehículo son... sus piernas. El hecho es que ha logrado crear un coche que se mueve gracias a unos pedales, como si se tratase de una bicicleta.

El mecánico ruso y autor de esta obra de arte, llamado Vlad, ha colgado su creación en Youtube, donde muestra el proceso de transformación de este hatchback ruso (un VAZ-1111 "Oka"), un coche especialmente curioso y divertido de conocer para aquellas sociedades ajenas a la rusa.

Este no es el primer experimento que lleva a cabo Vlad, que se pueden ver en su canal Garage 54 ENG, donde coge otros coches "chapuza" y los convierte en vehículos divertidos y creativos como este para pasárselo bien un buen rato. En el vídeo, se puede ver cómo Vlad hace un buen paseo con el coche, que se adapta muy bien a las calles de Rusia.

Pero, ¿qué sabemos de este curioso coche verde que ha usado Vlad para hacer este creativo coche con pedales? El Oka fue la propuesta rusa para sustituir de forma económica los coches urbanitas que, en aquel entonces, se conocían como los ZAZ Zaporozhets. Aunque fueron coches de una filosofía muy rusa (como indica su nombre), se inspiró en el diseño japonés.

Para ahorrar dinero, la VAZ simplemente "partió por la mitad" el existente motor de cuatro cilindros con el que contaba, creando un propulsor de dos cilindros que producía unos 30 CV de potencia. Ahora, pero, este se ha visto sustituido por la fuerza de las piernas de Vlad, que tampoco hacen el trabajo nada mal.