SKODA FABIA 2018

Skoda Fabia 2018, adiós al diésel

El pequeño de la firma checa aparecerá en el Salón de Ginebra y llegará en la segunda mitad de año.

koda-fabia
El nuevo el Skoda Fabia se presentará en Ginebra. | SKODA

Se acerca el Salón de Ginebra y las marcas ya se preparan para dar lo mejor de sí en una de las muestras más importantes del mundo del motor. La mayoría de fabricantes estarán en Suiza y medios de comunicación de todo el mundo acudirán para mostrar al mundo las novedades más importantes de cada una de las marcas. Skoda no faltará a la cita y, pese a que la principal novedad de la marca será el Vision X, un prototipo de SUV pequeño híbrido que servirá para completar, en el futuro, la gama SUV de la marca, también presentará la actualización del Fabia, su pequeño compacto.

Skoda ha aplicado una ligera actualización, sobre todo estética, para hacer más atractivo uno de sus modelos más vendidos y para incorporar sus últimos sistemas tecnológicos. Sin embargo, la novedad más llamativa del nuevo Fabia será la renuncia del diésel, pues ofrecerá cuatro motorizaciones, todas de gasolina, de tres cilindros y de un litro de cubicaje. 

Texto Alternativo

CAMBIOS ESTÉTICOS

Skoda ha llevado a cabo ligeros cambios tanto en el frontal como en el trasero de su vehículo. La principal novedad en ambos lados es la incorporación de la tecnología LED en los grupos ópticos delanteros, incluyendo los antiniebla. Además, la firma checa ofrecerá la posibilidad de montar llantas de aleación de 18 pulgadas y ha añadido nuevos diseños en su catálogo.

En el interior, el Fabia se actualiza y se pone al día con la incorporación del cuadro de instrumentos rediseñado, molduras decorativas en el salpicadero y nuevas opciones de acabado bicolor para los asientos. En cuanto a su equipamiento tecnológico, ahora se odrecerá el sistema multimedia Swing, con una pantalla de 6,5 pulgadas y la aplicación Skoda Connect, que será compatible con Apple CarPlay, Android Auto, MirrorLink y SmartGate

ADIÓS AL DIÉSEL

Skoda ofrecerá el nuevo Fabia con cuatro opciones de motorización, todas de gasolina. Toda la oferta se centrará en bloques de tres cilíndros y 1.0 litro de cilindrada, variando solo la potencia de cada propulsor. Así, la marca checa ofrecerá dos motores MPI, de 60 y 75 CV y dos TSI, bloques turboalimentados de inyección directa de 95 CV y 110 CV de potencia. El TSI de 110 CV puede comprarse con la caja de cambios automática DSG de siete velocidades del Grupo Volkswagen. Con estas opciones, Skoda abandona el diésel en el Fabia y apuesta por motores gasolina muy eficientes y económicos.

Texto Alternativo
Pie de foto | AUTOR FOTO

En cuanto a los sistemas de seguridad activa y asistencia, el Fabia también incorporará nuevas funciones como el detector de ángulo muerto, la alerta de tráfico cruzado y el asistente de luces de carretera. Además, manteniendo su filosofía Simply Clever, la marca checa añadirá un rascador de hielo en la tapa del depósito, que además podrá medir el dibujo de los nuemáticos, puertos USB en la banqueta trasera o, en las version familiar y Combi, una linterna LED en el maletero para situaciones de emergencia.

De esta manera, y pese a que será eclipsado por el Vision X, el Fabia recibe una actualización discreta pero necesaria para posicionarse como una gran opción dentro del segmento de los pequeños utilitarios. Su lanzamiento al mercado está programado para la segunda mitad de 2018.

TEMAS: Skoda