MUNDIAL DE MOTOGP

Mir: "Cuando vuelva, Márquez será el gran favorito, por supuesto"

  • El flamante y nuevo campeón del mundo de MotoGP está convencido de que el piloto de Cervera volverá con fuerza y hará valer sus ocho títulos mundiales

  • "No tengo duda de que, después de esa lesión tan bestia, Marc merece ser, por trayectoria, el gran favorito al título. Luego, vengo yo, sí, aunque debo mejorar"

  • El campeón de Suzuki reconoce que al correrse con los mismos motores del año pasado "habrá que ser muy listos a la hora de mejorar el chasis y la electrónica"

Joan Mir (Suzuki), campeon de MotoGP.

Joan Mir (Suzuki), campeon de MotoGP. / DIEGO SPERANO (MOTOGP.COM)

Se lee en minutos

Joan Mir ha tenido hoy una charla con los periodistas del Mundial de MotoGP. Ha sido una charla distendida, en la que el flamante y nuevo campeón mallorquín de MotoGP, el muchacho que, la pasada temporada, revolucionó el campeonato de la categoría reina al dar la sorpresa en su segundo año entre los grandes, ganando el cetro más importante "con más inteligencia que velocidad", según ha reconocido hoy, ha confesado que para él "el gran favorito de este 2021 volverá a ser Marc Márquez, sobre todo porque, tras esa lesión tan bestia que ha sufrido, volverá con muchísimas ganas de hacerlo bien y ganar, tiene una moto estupenda y él se habrá preparado para volver a ser el mejor. Si fuese otro, puede que dudase, pero de Marc no se puede dudar y, si está bien y recuperado, va a ser el favorito desde el primer día que regrese a la pista. Su experiencia y todo lo que ha hecho hasta esta grave lesión lo convierte en el mejor. Y, luego, estoy yo, claro, que quiero renovar el título, aunque sé que es muy difícil".

Pocos cambios técnicos

Mir contó que se está preparando a tope en Andorra, donde reside, y en cuantos circuitos de entrenamiento puede utilizar. "Estoy haciendo lo mismo que hice la pretemporada pasada, que nos fue muy bien. Me estoy centrando en la moto, el fisio y el cardio porque nos espera un Mundial complicado, aunque ya veo que, por culpa de la pandemia que tarda en abandonarnos, van a seguir habiendo muchos cambios de fechas y de circuitos pero, bueno, en lo que no puedes influir, mejor no pensar ni ocuparte". Eso sí, Mir cree que, al mantenerse los mismos motores del pasado año, "el equipo, la fábrica, los ingenieros que sean más hábiles, más vivos, más listos a la hora de mejorar el chasis y la electrónica, sobre lo que sí podemos trabajar, será quien tenga, tal vez, más posibilidades de sorprender".

Mir, que no quiere culpar a la Suzuki del hecho de no haber conseguido apenas 'poles positions' ni siquiera primeras filas, sí ha reconocido hoy que "no tengo más remedio que mejorar el sábado, es muy difícil, mucho, volver a ganar el título saliendo, como siempre nos pasaba el pasado año, desde la tercera o cuarta fila. Lo vital es verte en el grupito de cabeza desde el inicio de carrera y así poder meditar tu estrategia. El pasado año, salíamos y lo primero que teníamos que hacer era arriesgar mucho para alcanzar la cabeza. Insisto, la Suzuki tiene ese problema, pero yo también y he de mejorar el sábado".

¿Lucirá el nº 1?

Te puede interesar

Hubo, por supuesto, una divertida charla entre todos sobre la posibilidad (él ya lo ha decidido, lo anunciarán, el próximo día 12, en la presentación del equipo Suzuki) de que Joan Mir se haya decidido, por fin, a lucir el nº 1, en lugar de su tradicional nº 36. "El 1 tiene dos ventajas impresionantes: una, no lo puedes escoger, te lo tienes que ganar y, dos, luce mucho y es muy lujoso para tu marca. Pero el 36 es mi número de siempre, llevo ya dos títulos mundiales con él, es el dorsal de currar, de trabajar cada día, pero es un número que siempre podré mantener, tener y hasta escoger. Ya veo que pensáis que ya he escogido el 1, pero, cuidado, que igual os lleváis una sorpresa". Y, sí, tiene razón Mir, todos pensamos que ha escogido el nº 1, pero...Y eso que hay muy pocos campeones que hayan sido capaces de renovar el título luciendo el nº 1. "Hay que acabar con esa maldición", volvió a decir en broma, para despistar.

Mir también dedicó un recuerdo, muy sentido, a su jefe Davide Brivio, el hombre que reflotó Suzuki y la convirtió, 20 años después, en campeona del mundo de MotoGP. "Me llamó para decirme que dejaba el equipo y se iba a la F-1 a un nuevo proyecto, no me dijo que era Alpine y, la verdad, yo estaba en mi única semana de vacaciones en Tenerife, en chanclas y lo primero que le dije era si se trataba de una broma. Y me dijo, no, no, me voy y te llamo para decírtelo. La verdad me duele, pero sé que Suzuki tiene potencial y capacidad para sustituirle. Brivio tiene gran carisma y, la verdad, espero no encontrar a faltar ninguna de sus virtudes, pues eso significará que hemos sabido sobrevivir sin él".