Ir a contenido

EL GP DE INGLATERRA DE MOTOGP

Márquez derrota a Rossi y se lleva su 'pole' nº 88

Los dos campeonísimos de MotoGP protagonizaron una última vuelta, un último minuto, memorable en el trazado de Silverstone peleando por la 'pole'

El 'rookie' Quartararo, que había realizado un ensayo extraordinario, fue relegado a la segunda fila por las dos leyendas y Miller, en el último suspiro

Emilio Pérez de Rozas

Marc Márquez (Honda) volvió a sorprender a todos hoy, en Silverstone, logrando su ’pole’ nº 88 en el Mundial, récord de la historia.

Marc Márquez (Honda) volvió a sorprender a todos hoy, en Silverstone, logrando su ’pole’ nº 88 en el Mundial, récord de la historia. / EFE / TIM KEETON

Uno está marchándose y el otro sigue ascendiendo. Uno manda más fuera de la pista que en la pista. El otro es el auténtico rey de las dos ruedas, del Mundial, de MotoGP. Uno lleva más de dos años sin ganar y el otro no para de acumular triunfos. Uno hace un montón de grandes premios que no logra la ‘pole’ y el otro ha sumado hoy la octava de la temporada y la 88 de su vida, es decir, récord absoluto de la historia. Uno es líder destacado del Mundial y el otro es quinto, a 127 puntos de su máximo adversario. Uno se llama Valentino Rossi (Yamaha) y tiene 40 años y el otro Marc Márquez (Honda) y suma 26. Es decir, les separan 14 años y ya solo dos títulos mundiales, pues el de Cervera acumula ya siete y el de Tavullia se detuvo, hace ya diez años, en nueve.

Extraordinario Quartararo

Ellos le han robado el protagonismo a un chaval que sube como un avión, el joven Fabio Quartararo (Yamaha), que había dominado el viernes y el sábado, pero que, al mediodía, en el ensayo definitivo de la ‘pole’, fue superado por estos dos monstruos, que mañana (DAZN, 14.00 horas) saldrán primero y segundo de una parrilla en la que el ‘Diablo’ debió de conformarse con la cuarta plaza, donde Andrea Dovizioso (Ducati), segundo del Mundial, saldrá desde la tercera fila y Jorge Lorenzo (Honda), que regresa tras la lesión en la columna vertebral, arrancará penúltimo.

El entrenamiento final fue apoteósico como corresponde a la inmensidad de las dos estrellas de las últimas décadas. Todo empezó con un soberbio y excepcional Quartararo, ‘rookie’ del año en MotoGP, que logró el mejor crono inicial con 1.58.612 minutos, pero, en el último minuto, se desató la guerra entre los ‘reyes’ de la categoría.

Todos se vigilaron

Fue un momento muy curioso. Los grandes, todos, también Quartararo, también Maverick Viñales (Yamaha, sexto), también Àlex Rins (Suzuki, quinto), también ‘Dovi’, habían montado el último juego de neumáticos y cuando se encontraron en la contrarecta del trazado de Silverstone, en Inglaterra, se pararon, sí, sí, ralentizaron tanto su marcha que parecía que no querían correr.

“Lo que no queríamos era darnos rueda uno al otro, chupar rebufo, pero no había más remedio que tirar y por eso tire”, comentó Rossi, que, como no hizo buen tiempo con el primer juego de ruedas, se vio obligado a romper el recreo. “Por eso tire a muerte en el primer intento y logré un tiempo que me confirmaba en primera fila, porque temí que, con el segundo, jugásemos a no perder, pero yo ya había logrado la plaza que quería en primera fila”, comentó el siempre listo, pícaro, Márquez.

Márquez, el rey de las 'poles' 

Y el ‘Doctor’ se llevó enganchado a Márquez y, un poquito más atrás, pero muy cerca, sí, iba Jack Miller (Ducati), otro torpedo. Y los tres iban con ‘casco rojo’, es decir, por debajo del crono de Quartararo en los parciales. Y, sí, al final, Rossi logró la ‘pole’ (1.58.596, que mejoraba el 1.58.612). Pero, de pronto, ¡boooom!, Márquez cruza la meta como un cohete y le arrebata la ‘pole’ a Rossi con un tiempo increíble: 1.58.168, el récord de los récords em Silverstone. La ‘pole’ 60 de Márquez en MotoGP ¿saben en cuantos grandes premios?, en 120, es decir, el muchacho de Cervera (Lleida) logra la ‘pole’ GP sí, GP no.

“Estoy muy contento, mucho, pues el año pasado, aunque no se corrió por el diluvio que se nos vino encima el domingo, sufrimos mucho aquí y, sin embargo, este año vamos bien, tenemos ritmo y, posiblemente, no solo podamos aspirar al podio. Pero, ¡ojo!, porque las Yamaha, ahí está Valentino, Quartararo y Viñales, van como aviones”, dijo Márquez a DAZN, inmediatamente después de cruzarse y saludarse con el ‘Doctor’ en el ‘corralito’ del circuito británico.

“Me lo he pasado en grande, he disfrutado como un niño, todo ha ido muy bien, tengo buen ritmo y salir delante es muy importante. Espero poder hacer una gran carrera, pelear por el podio y, quien sabe, igual nos podemos aprovechar de las peleas y hasta ganar”, comentó Rossi.