Previsión

Aemet alerta de dos cosas "extrañas" que pasarán este verano en España

Aunque será una estación extremadamente calurosa, también habrá más lluvias de lo normal

Pese a que puede haber tormentas, no serán suficientes para revertir la sequía actual

AEMET avisa de dos situaciones extrañas este verano: calor y lluvias

AEMET avisa de dos situaciones extrañas este verano: calor y lluvias

3
Se lee en minutos
Esteban Joaquín Mojica

Se prevé que el verano de 2023 sea extremadamente caluroso en toda España, especialmente en los archipiélagos, y es probable que tenga más precipitaciones y tormentas de lo habitual en la mayoría del país, particularmente en la región del Mediterráneo. Según el pronóstico estacional de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), durante la conferencia de prensa trimestral, el portavoz de la agencia, Rubén del Campo, afirmó que hay una alta probabilidad de experimentar un verano no sólo caluroso, sino muy caluroso, y que se ubicará entre los cinco más calurosos de los últimos 30 años. Además, existe una mayor probabilidad de que las tormentas sean más frecuentes en comparación con otros años.

En cuanto a las precipitaciones, no hay una tendencia clara para los meses de junio, julio y agosto en Galicia, Cantábrico y Canarias. Sin embargo, se observa una señal de que el verano será más lluvioso de lo normal, especialmente en la vertiente mediterránea y la vertiente atlántica de Andalucía, con una probabilidad del 40 al 50 por ciento. Aunque existe un 20 a 25 por ciento de probabilidad de que las precipitaciones estén por debajo de lo normal en este trimestre.

El portavoz señaló que es significativo considerando que los veranos generalmente no presentan precipitaciones significativas. Sin embargo, no cree que estas lluvias sean suficientes para aliviar la actual situación de sequía meteorológica e hidrológica.

El calor extremo no impedirá que haya más lluvias de lo normal / Agencias

En términos de temperaturas, los modelos de predicción indican que existe un 50 a 60 por ciento más de probabilidades de que el trimestre junio-agosto sea más cálido de lo normal en la Península, y hasta un 70 por ciento en los archipiélagos. Por otro lado, hay entre un 10 y un 20 por ciento de probabilidad de que sea más frío de lo normal.

Verano muy caluroso

El verano de 2023 llega después de una primavera extremadamente cálida en España, considerada la más cálida desde que se tienen registros. Los meses de marzo a mayo registraron temperaturas excepcionalmente altas, con una temperatura media de 14,2 grados centígrados, casi 2ºC más que el promedio del período de referencia (1991-2020) y superando en 0,3ºC a la primavera de 1997, que hasta ahora era la más cálida desde 1961.

El portavoz destacó que las últimas cuatro estaciones, incluyendo el verano de 2022, el otoño de 2022 y la primavera de 2023, han sido las más cálidas en España. Se espera que el verano de 2023 esté entre los cinco, seis o siete más cálidos de los últimos 30 años.

La sequía persiste / Agencias

Lluvias de primavera

En cuanto a las precipitaciones de la primavera, fue una estación muy seca, siendo la segunda más seca de la serie histórica después de 1995. La cantidad de lluvia en todo el país fue de 95 litros por metro cuadrado, que representa poco más de la mitad del promedio del período de referencia 1991-2020. Marzo fue el sexto mes más seco registrado, mientras que abril fue el mes más seco desde que hay registros. En mayo, hubo un equilibrio entre los chubascos continuos que se registraron durante la segunda quincena del mes, lo que resultó en un carácter "normal" para ese mes en general.

A pesar de las lluvias de mayo, debido a la sequedad extrema de la primavera de 2023, persiste la sequía meteorológica que comenzó en el invierno de 2021-2022 y la sequía de larga duración que se remonta a los últimos 36 meses. El portavoz señaló que esta combinación de altas temperaturas y sequía es consistente con los informes del IPCC sobre efectos compuestos. Además, la sequía actual podría convertirse en la más prolongada e intensa registrada en España.

Si bien se espera que el verano de 2023 sea más lluvioso de lo normal, principalmente debido a las tormentas, es poco probable que esto sea suficiente para revertir la situación de sequía. A pesar de que el verano puede ser más tormentoso de lo habitual, se espera que las reservas hídricas y los embalses de agua sigan disminuyendo debido al aumento de la evaporación y la mayor demanda de agua durante la temporada de verano.

.......

Contacto de la sección de Medio Ambiente: crisisclimatica@prensaiberica.es

Noticias relacionadas

 

 

Temas

Verano Sequía