29 nov 2020

Ir a contenido

LA CITA DE MADRID

La negativa de China a aumentar los recortes de CO2 bloquea la Cumbre del Clima

Teresa Ribera admite la "tensión" entre los países partidarios de aumentar la ambición climática y los que prefieren seguir el ritmo actual

Manuel Vilaseró

Teresa Ribera en la exposición sobre contaminación  de la Cumbre del Clima de Madrid. 

Teresa Ribera en la exposición sobre contaminación  de la Cumbre del Clima de Madrid.  / EFE J J Guillen

Teresa Ribera, la ministra española que dirige las negociaciones de los aspectos clave  de la Cumbre del Clima de Madrid, admitió ayer la “tensión” entre los países partidarios de aumentar los recortes de emisiones de CO2 y los que “se resisten a avanzar”. Este enfrentamiento está retrasando la aprobación de los acuerdos finales que casi con toda seguridad no podrán votarse hasta mañana, un día después de la fecha prevista de finalización de la COP25.

“Hay países que queremos aumentar la acción climática en coherencia con lo que nos está diciendo la ciencia y otros que son partidarios de que nos quedemos en la letra pequeña de lo que se dijo hace cuatro años” criticó la ministra, que no quiso precisar de qué países se trataba. No es ningún secreto que los que se resisten a ampliar sus compromisos son China, India, Brasil y Sudáfrica,  mientras que Estados Unidos ni siquiera ha entrado en el debate porque ya ha iniciado su proceso de retirada del Acuerdo de París.

Esos estados se escudan, al parecer, en una interpretación peculiar de la letra pequeña del Acuerdo de París, según la cual no tienen porque revisar sus recortes de emisiones hasta  el año 2023, según fuentes de la negociación. Este grupo de países no quiere que figure ningún tipo de llamamiento a la ambición climática en la declaración final de la cumbre, aunque se especifique que los países no tienen ninguna obligación  de acatarlo.