Ir a contenido

REACCIONES A LA ENTREVISTA A LA MINISTRA DE MEDIO AMBIENTE

Los fabricantes ofrecerán a Ribera cofinanciar las ayudas al coche eléctrico

La industria del sector ya aportó a los planes Pive la mitad de las subvenciones a la compra

La plataforma de afectados del Castor pide un calendario urgente de cierre definitivo

Manuel Vilaseró

Teresa Ribera.

Teresa Ribera. / david castro

Las explicaciones del Gobierno tras el anuncio del fin del diésel y la gasolina en el 2040, la última de ellas en la entrevista publicada por EL PERIÓDICO a la ministra Teresa Ribera, parecen haber tenido un efecto balsámico en la industria del automóvil. Fuentes de la patronal ANFAC han mostrado incluso su disposición a participar en la financiación de los planes de ayuda al vehículo eléctrico anunciadas como inminentes por la titular de Transición Ecológica u otras que puedan pactarse.

Las mencionadas fuentes no han querido entrar en otras cuestiones que plantea Ribera porque creen que deben ser objeto de los encuentros  a celebrar próximamente pero sí han querido señalar, que, al igual que participaron en la financión de los planes de ayuda a la compra establecidos por el anterior Gobierno están dispuestos a sumarse también ahora.

Y su aportación no fue entonces menor. En el último plan Pive, finalizado en julio del 2016 la financiación fue a partes iguales. 1.200 millones a cargo de la Admnistración y otros 1.200 a cargo de las marcas. Ribera contó como en Francia y Alemania la industria está colaborando económicamente en los planes en marcha. 

También explicó este diario que en las próximas semanas se activará un presupuesto de como mínimo 50 millones de euros para subvencionar la compra de turismos, autobuses, bicicletas y patinetes eléctricos. Una cantidad aún pequeña porque procede de los prespuestos aprobados por el Ejecutivo presidido por Mariano Rajoy, pero que debería aumentar en los próximos ejercicios y ser continuada en el tiempo, según la ministra.

Hacer los deberes

El presidente de la patronal de los importadores de automóviles ANIACAM, Germán López Madrid, cree que la ministra “explica muy bien en la entrevista” que con el borrador de trabajo de la ley de Cambio Climático se trataba de “mandar un aviso de lo que va a pasar dentro de 20 ó 30 años para que todo el mundo haga los deberes, tanto el sector y como las Administraciones”.

López Madrid reconoce que en España queda mucho por hacer y hay que hacerlo rápido. Está convencido de que en tres o cuatro años, con la llegada de una nueva generación de baterías con más autonomía y menos tiempo de recarga empezará el gran despegue del vehículo eléctrico. “Como dice la ministra, los acuerdos de París se firmaron para cumplirlos”, remacha.

El almacén de gas

El otro anuncio de Ribera, que descarta por completo la utilización del almacén de gas Castor en el futuro, ha sido vista positivamente por el partido más activo en este tema en el Congreso, ERC, que reclama ir más allá. Su diputado Jordi Salvador le pide “la máxima transparencia” para que se pueda debatir técnicamente, con los estudios sobre la mesa, como se va a desmantelar o taponar definitivamente (las dos opciones que contempla Ribera) la instalación.

También cree que la decisión debería tomarse lo antes posible porque como más se retrase más caro saldrá. El catedrático Josep Giner explicó en la comisión de investigación del Castor en el Parlament que el sellado de los pozos no presenta una gran compleijidad.

El presidente de la asociación de afectados por la Plataforma Castor, Joan Ferrando, por su parte cree que es urgente también que se fije un calendario de desactivación definitiva del almacén.

Ambos, político y activista, creen necesario que el Gobierno aporte toda la documentación necesaria para esclarecer las responsabilidad del fiasco técnico y el pelotazo que supusieron la operación llevada a cabo frente a la costa de Tarragona y que causó una serie reiterada de terremotos.