La contaminación se enquista en Barcelona ante la falta de respuesta de las administraciones

Cinco nuevas estaciones superaron en el 2015 los valores de óxidos de nitrógeno establecidos por la UE

Las medidas contra la polución puestas en marcha en los últimos años han sido totalmente insuficientes

Barcelona, vista desde Vallvidrera en un día de contaminación atmosférica elevada.

Barcelona, vista desde Vallvidrera en un día de contaminación atmosférica elevada. / JOSEP GARCÍA

3
Se lee en minutos
Antonio Madridejos
Antonio Madridejos

Periodista

ver +

La contaminación por óxidos de nitrógeno, vinculada al tráfico y muy particularmente a la combustión de los motores diesel, sigue estancada en el área de Barcelona y en una docena de estaciones de medición aún se inclumplen los valores exigidos por la Unión Europea, según muestran los datos presentados por el Departament de Territori de la Generalitat. Las medidas de contención puestas en marcha en los últimos años no solo han sido insuficientes, sino que en el 2015 se superaron los umbrales en cinco emplazamientos -dos de los cuales en la ciudad de Barcelona- que el año precedente habían cumplido satisfactoriamente.

La secretaria de Medi Ambient i Sostenibilitat, Marta Subirà, ha considerado que la calidad del aire en Catalunya en el 2015 fue “buena en líneas generales” y ha atribuido las superaciones de los umbrales a “afectaciones puntuales”. También ha asegurado que mejorar los resultados es una "prioridad absoluta" del Gobierno de la Generalitat, pero ha insistido en que ello no siempre es fácil porque muchas de las medidas propuestas necesitan un gran acuerdo de todas las administraciones y de los sectores sociales para hacerse realidad. En este sentido, ha destacado que se han creado dos mesas de coordinación en las áreas urbanas de Barcelona y Tarragona, los dos puntos más afectados.

Un problema en muchas ciudades europeas

Si la Comisión concede prórrogas a los fabricantes que superan fraudulentamente los límites de emisiones, ha proseguido Rius, "es lógico" que haga lo mismo con las ciudades que padecen esta situación. Catalunya tiene dos expedientes abiertos en la UE por incumplir los límites de PM10 y de NO2 que podrían acabar en multa.

Al margen de los óxidos de nitrógeno (NO2), los datos muestran que tampoco se han logrado progresos sustanciales con el ozono troposférico, con 18 estaciones donde todavía se superan los valores recomendados, fundamentalmente en comarcas más rurales del interior. La contaminación por pequeñas partículas en suspensión (PM), que en la década pasada fue un problema persistente, registra cuatro puntos conflictivos.

En cuanto al NO2, un contaminante vinculado a diversos problemas respiratorios y cáncer, seis estaciones de Barcelona y zonas colindantes y otras seis de la región metropolitana superaron en el 2015 la media anual de 40 microgramos por metro cúbico de aire, el umbral establecido por la UE. El peor comportamiento fue el de la estación Barcelona-Eixample, con una media de 56, seguida de la de Barcelona-Gràcia-Sant Gervasi, con 54. Badalona, Barberà del Vallès, Barcelona-Ciutadella, Barcelona-Poblenou y Martorell también superaron los 40 microgramos.

La directora general de Qualitat Ambiental, Mercè Rius, ha asumido que existe un problema, pero ha insistido en que si los resultados del 2014 también fueron mejores es porque resultó ser "un año con mucha lluvia", lo que favoreció la deposición de los contaminantes de presentes en el aire.

En cuanto a las partículas en suspensión (PM), Territori asegura que el objetivo anual en las de tamaño de 2,5 micras (PM2,5) se cumplió totalmente, pero no así el valor límite anual y diario de 10 micras (PM10). Las cuatro estaciones que superaron los valores límites diarios fueron Manlleu, Alcanar (depuradora), Granollers y Mollet del Vallès.

Respecto al ozono (O3), se incumplió el valor objetivo para la protección de la salud, para la vegetación y el umbral de información, si bien no se alcanzó el límite de alerta. El ozono, que se forma a partir de contaminantes industriales en situaciones anticiclónicas con mucho sol, afecta muy a menudo a zonas alejadas del foco emisor. En el 2015, los valores de ozono se superaron en un total de 115 horas repartidas entre 17 estaciones, mientras que el año anterior había sido solo cinco horas.

Noticias relacionadas

Para hacer frente al enquistamiento de la contaminación, Rius ha manifestado que el Gobierno catalán está llevando a cabo medidas para mejorar el transporte público, como la ampliación de la L9, la creación de nuevas estaciones en Sabadell y Terrassa, beneficiar a los vehículos más limpios en los peajes de la Generalitat y la extensión de los puntos de recarga para coches eléctricos. "Estamos en un punto en el que puede haber un cambio importante. Se están alineando todas las voluntades para hacer un cambio transformador", ha asegurado Subirà.

"Hace falta que circulen menos vehículos y que los que lo hagan sean más limpios", ha añadido la secretaria de Medi Ambient. En su opinión, prohibir la circulación de coches con matrículas pares o impares, tal y como se ha acordado en Madrid para momentos de contaminación muy elevada, es una medida que "no siempre" se ha demostrado efectiva.