Ir a contenido

Mataró no aplica el decreto liberalizador de los servicios funerarios de la Generalitat

La no actualización de la normativa municipal ampara el monopolio actual del servicio en la capital del Maresme

XAVIER PUIG I SEDANO / MATARÓ

Tanatorio de Mataró gestionado por Cabré Junqueras

Tanatorio de Mataró gestionado por Cabré Junqueras

La ordenanza reguladora de la prestación de servicios funerarios de Mataró, de 2003, no ha sido modificada aún para cumplir con los requisitos de libre circulación de servicios establecidos por la Directiva 123/2006/CE de la Comisión Europea.

El Estado español se ajustó a esta normativa con la conocida como Ley Ómnibus, que tuvo su traslación en Catalunya con un Decreto Legislativo en octubre de 2010 que obligaba a modificar distintas leyes en un término de seis meses.

Una de las leyes modificadas fue la 2/1997 que regulaba los servicios funerarios. Así pues el decreto establecía que “cualquier prestador de servicios funerarios con habilitación pueda prestar el servicio de transporte de cadáveres y las actividades asociadas en todo el territorio de Catalunya”.

El hecho que la ordenanza no haya sido actualizada, perpetua el monopolio que de facto impera en la ciudad, tal como advertía un estudio de la Agencia Catalana de la Competència en 2011: “a menudo las normas locales establecían requisitos desproporcionados para obtener la autorización que eran injustificadamente restrictivos y dificultaban o impedían la entrada de nuevos operadores en el mercado”

LA ORDENANZA DIFICULTA EL LIBRE MERCADO

Según la ordenanza municipal las empresas que quieran prestar este servicio están obligadas a disponer, entre otras cosas, de un tanatorio en la ciudad. Hasta la fecha, solo la empresa Cabré Junqueras dispone de este equipamiento en Mataró.

Según un estudio emitido en 2016 por la Agència Catalana de la Competència, Cabré Junqueras S.A. tiene una cuota de mercado del 82,93% en el Maresme por lo que a tanatorios representa.

INICIATIVA PIDE LA MUNICIPALIZACIÓN DEL SERVICIO

En este mismo ámbito y al calor de lo que está haciendo el gobierno de Ada Colau en Barcelona, el Grupo Municipal de ICV-EUiA en Mataró ha pedido al gobierno municipal de Mataró que estudia la posibilidad de crear una empresa funeraria de titularidad publica.

En la actualidad, la prestación del servició funerario en Mataró está casi en su totalidad en manos de la empresa Cabré Junqueras, que a la vez es propietaria del tanatorio mataronense.

Des de Iniciativa se agarran a este monopolio para pedir al consistorio que en los siguientes 6 meses realice un estudio sobre la posibilidad de crear una funeraria municipal que pueda competir con la actual dominadora del mercado.

PONER REMEDIO A LOS PRECIOS ABUSIVOS

Los ecosocialistas alegan también que, a causa de la concentración del mercado, “los precios de las funerarias están disparados” y añaden que en Mataró “nos encontramos que ni siquiera existe la competencia de empresas que pide el teórico buen funcionamiento del libre mercado”.

Des del grupo que encabeza el concejal Esteve Martínez creen que “la creación de un operador funerario municipal que tenga como objetivo el garantizar la competencia, la calidad, la accesibilidad de la ciudadanía a los servicios funerarios, la bajada del precio medio y la excelencia del servicio, puede fue una gran noticia para la ciudad”.

Más noticias de Mataró en la edición local de EL PERIÓDICO DE CATALUNYA

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.