Ir a contenido

ANIVERSARIO TRATADO INTERNACIONAL

El compomiso histórico con los derechos infantiles

La Convención sobre los Derechos del Niño es el tratado más ratificado del mundo. 196 Estados han firmado su cumplimiento que Unicef promueve mundialmente

CARME ESCALES

La Convención sobre los Derechos del Niño atañe a cualquier menor en todo el mundo.

La Convención sobre los Derechos del Niño atañe a cualquier menor en todo el mundo. / UNICEF

El 20 de noviembre de 1989, la Asamblea General de la ONU proclamaba la Convención sobre los Derechos del Niño. Es el tratado internacional subscrito por un mayor número de Estados (196). Recoge 54 artículos que establecen las bases para el desarrollo de un modelo social para la salud, supervivencia y progreso de la sociedad humana. Lo hace a partir del reconocimiento y actuación a favor de los seres humanos menores de 18 años, seres con derecho pleno al desarrollo físico, mental y social y con derecho a expresar sus propias opiniones.

Pero ahora que se cumple el 30 aniversario de la Convención, la propia agencia de las Naciones Unidas, UNICEF (Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia), que tiene el mandato de promover y defender los derechos de los niños de todo el mundo, constata los retos pendientes para el pleno cumplimiento de tales derechos. “Es nuestra responsabilidad exigir a los gobiernos, las empresas, la sociedades y a nosotros mismos hacer todo lo que esté en nuestras manos para hacer realidad los derechos de la infancia”, señala la presidenta de UNICEF Catalunya, Anna Folch.

               En 190 países y territorios, UNICEF desarrolla programas de protección de la infancia, de salud y educación. Una de sus actuaciones principales es la preparación y respuesta ante emergencias humanitarias. “UNICEF está presente antes durante y después de las emergencias, y es nuestra cadena mundial de suministros y nuestra presencia local la que permite trabajar de forma rápida allí donde se nos necesite. Podemos enviar suministros básicos para la supervivencia a prácticamente cualquier lugar del mundo en 72 horas”, explica Folch. UNICEF responde a más de 300 emergencias al año.

               Para Catalunya, UNICEF ha preparado el informe No hay que despistarse, un plan de implementación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030 en clave de infancia. ¿Y qué hacer individualmente para contribuir al cumplimiento de los derechos de niños y niñas? Además de hacerse socio de UNICEF (más de 50.000 personas en Catalunya ya lo son), se pueden realizar donaciones puntuales y colaborar en campañas como Por todos mis compañeros, una propuesta de participación abierta a la aportación de ideas desde el aula para mejora del entorno más próximo, el municipio o el mundo.

DERECHOS FUNDAMENTALES DE LA INFANCIA

ARTÍCULO 7. DERECHO A SER REGISTRADO

Al nacer, ser registrados como ciudadanos

Todos los derechos que recoge la Convención sobre los Derechos del Niño en sus 54 artículos se consideran ineludibles para garantizar una infancia digna en cualquier rincón del planeta, pero el derecho a ser registrado, recogido en el artículo 7 de la convención, es primordial para que puedan implementarse el resto de derechos en una persona, a recibir asistencia sanitaria, a acudir a una escuela, a ser protegidos de todo abuso o explotación, a no casarse antes de la edad legal, protegerlo del trabajo infantil y de ser arrestado y tratado como adulto en el sistema de justicia o del reclutamiento forzoso en las fuerzas armadas. En la inscripción del nacimiento aparecen los datos básicos que nos identifican como personas únicas y singulares (nombre, sexo, dónde y cuándo nacimos, nombre de nuestros padres, etc.). Un certificado de nacimiento puede respaldar la trazabilidad de los niños no acompañados y separados y promover una migración segura. Sin embargo, según un informe de UNICEF, los nacimientos de casi 230 millones de niños menores de cinco años en todo el mundo nunca se han registrado oficialmente. Uno de cada tres menores de cinco años, mayoritariamente en Asia meridional y África Subsahariana.

ARTÍCULO 24. DERECHO A LA SALUD

Dos de cada tres niños no se alimentan bien.

Alimentación inadecuada y falta de vacunas son dos puntales de riesgo de enfermedad infantil. En los tres primeros meses de 2019 se registraron más de 110.000 casos de sarampión en todo el mundo, casi un 300% más que en el mismo período del 2018. Y según el último informe de UNICEF sobre el estado mundial de la infancia, 1 de cada 3 menores de 5 años -200 millones de niños y niñas- están desnutridos y 2 de cada 3 menores entre los 6 meses y los 2 años no reciben alimentos que potencien un crecimiento rápido del cuerpo y el cerebro, lo cual puede perjudicar a su desarrollo cerebral, interferir en su aprendizaje, debilitar su sistema inmunitario y aumentar el riesgo de infección y muerte. En Catalunya, según la Enquesta de Salut de Catalunya (ESCA 2017-18), un 31,2% de niños y niñas de 0 a 17 años tienen exceso de peso. De ellos, el 20,3% sufre sobrepeso y el 10,9%, obesidad. En el resto del Estado y según el informe Malnutrición, obesidad infantil y derechos de la infancia en España –de UNICEF y Fundació Gasol-, un 35% de los niños y niñas de 8 a 16 años tiene exceso de peso por una dieta inadecuada o hábitos no saludables, como no hacer ejercicio habitualmente o pasar demasiado tiempo delante de pantallas.

ARTÍCULO 28. DERECHO A LA EDUCACIÓN

303 millones de niños sin escolarizar

1 de cada 3 niños de entre 5 y 17 años que viven en países afectados por conflictos o desastres –104 millones– no van a la escuela, una cifra que supone más de un tercio de la población mundial sin escolarizar. En total, 303 millones de niños de 5 a 17 años no asisten a la escuela en todo el mundo, según el informe de UNICEF Futuros Robados: jóvenes y sin escolarizar analiza la situación educativa de los niños y jóvenes desde la edad preescolar hasta la secundaria superior en todos los países, incluidos los afectados por emergencias humanitarias. Según las tendencias actuales, el número de jóvenes de 10 a 19 años aumentará a más de 1.300 millones en 2030. Proporcionar a estos futuros trabajadores una educación de calidad y mejores perspectivas de empleo se traducirá en mayores beneficios económicos y sociales. Uno de los pilares del trabajo de UNICEF en conflictos y desastres naturales es la educación. En Sudán, Bangladesh, Siria, UNICEF ha hecho posible que un niño en la escuela durante una emergencia sea un niño que, al menos por unas horas, vuelve a ser solo un niño. En Catalunya, el reto es velar para que todos los niños y niñas terminen sus ciclos de enseñanza primaria y secundaria, sin discriminación.

ARTÍCULO 19. DERECHO A LA PROTECCIÓN

Protección ante cualquier tipo de violencia

El artículo 32 apunta a la protección de todo menor de edad, una protección que incluye desde los trabajos peligrosos para la salud o el que les impide ir a la escuela, a la violencia en el propio hogar o el acoso cibernético. Se calcula que 151,6 millones de niños y niñas son víctimas del trabajo infantil. Casi la mitad (72,5 millones) ejercen alguna de las peores formas de trabajo infantil, como esclavitud, trata, trabajo forzoso o reclutamiento para conflictos armados. En el Día Mundial contra el trabajo infantil UNICEF siempre recuerda que la educación es clave para frenar esta tendencia y ayuda a los países a elaborar y aplicar programas integrales para hacer frente al trabajo infantil, desde el marco jurídico y político, para aumentar la capacidad de los gobiernos para promover el cambio social positivo y desafiar las normas culturales que respaldan el trabajo infantil. Y mucho más cercano es el ciberacoso, otro tipo de violencia contra la infancia que 1 de cada 3 jóvenes en 30 países dice haber sufrido. Según otro informe de UNICEF, cerca de 300 millones de niños de 2 a 4 años en todo el mundo (3 de cada 4) son habitualmente víctimas de algún tipo de disciplina violenta por parte de sus padres o cuidadores. 

ARTÍCULO 38. DERECHO A LA PROTECCIÓN ESPECIAL EN CASO DE CONFLICTO

La infancia en conflictos armados

El artículo 38 de la Convención defiende la protección especial en caso de conflicto. En la actualidad, hay más países envueltos en luchas internas o internacionales que en los últimos 30 años. Acción Humanitaria para la Infancia 2019 destaca la urgencia de proteger a los niños en situaciones de crisis contra las amenazas que ponen en peligro sus vidas, bienestar y dignidad. Cuando los niños crecen en una situación de conflicto, sus cicatrices físicas son fáciles de ver, pero sus cicatrices mentales están ocultas y tardan mucho más tiempo en curarse. El estrés tóxico causado por la experiencia o la presencia de eventos traumáticos puede tener un impacto devastador en el aprendizaje, el comportamiento y el desarrollo emocional y social de los niños. Cada año, los programas humanitarios de UNICEF proporcionan a millones de niños que viven en situaciones de conflicto y de otro tipo de emergencias servicios para salvarles, como mantener a las niñas seguras construyendo instalaciones de saneamiento separadas por género, bien iluminadas, y asegurar que van a la escuela. En 2018, UNICEF y sus aliados prestaron servicios de salud mental y apoyo psicosocial a más de 3,1 millones de niños y cuidadores.

ARTÍCULOS 12 Y 13. DERECHO A EXPRESAR SU PROPIA OPINIÓN

Libertad de expresión en lo que les afecta

El derecho a los niños a ser escuchados, también conocido como el derecho a participar, ha sido uno de los grandes aportes de la Convención sobre los Derechos del Niño (CDN) para potenciar el rol político y social de la infancia y adolescencia pero, a su vez, ha sido uno de los principios de dicha Convención que más dificultades ha encontrado en el momento de ser ejercido por los niños, niñas y adolescentes. Aunque la CDN cumpla sus 30 años de vigencia este año, muchos adultos siguen pensando que los niños no son capaces de tener sus propias opiniones, que sean coherentes y expresarlas libremente y tomar decisiones.

La comprensión que tengan los niños y niñas de los derechos dependerá de su edad y los progenitores deben adaptar los temas que conversan con ellos, de la misma manera en que responden a sus preguntas o emplean métodos de disciplina adaptados a la edad y la madurez de cada niño. UNICEF, en colaboración con corporaciones locales y con otras entidades de infancia, abre espacios de participación para que sus propuestas lleguen a quienes toman las decisiones sobre políticas públicas. Actualmente, más de 11.000 niños y niñas están organizados en estructuras locales, como son los órganos o consejos de participación infantil y adolescente, en al menos 274 localidades reconocidas como Ciudades Amigas de la Infancia. Y estos niños y niñas han conseguido articularse para, trabajando con una misma metodología desde sus pueblos y ciudades, articular consensos y propuestas comunes, que están listas para ser escuchadas en la institución más importante: el Congreso de los Diputados. La Convención sobre los Derechos del Niño no impone a los niños la obligación de participar, sino que establece el derecho a hacerlo, sin obligar a ningún niño a asumir responsabilidades para las que no esté preparado ni tomar decisiones sobre temas de consecuencias imprevisibles o de los que no tenga información suficiente. En ese sentido, la CDN establece que para garantizar un desarrollo saludable, es importante propiciar que los niños asuman compromisos gradualmente, según su madurez.

Temas: +Personas