Ir a contenido

Perfil

Joan Aymamí: Un emprendedor que ha aprendido a vivir del aire

Cofundador de Metesosim, hoy se ocupa del desarrollo del negocio eólico de la estadounidense UL

Agustí Sala

Joan Aymamí: Un emprendedor que ha aprendido a vivir del aire

Joan Aymamí ha aprendido a vivir del aire. Literalmente, aunque no en el sentido que muchos imaginan, sino a partir del control de la calidad ambiental atmosférica con la empresa Meteosim, que fundó con otros colegas físicos y meteorólogosBernat Codina, Santi Parés y José Vidal, y que actualmente es un referente mundial.

Recientemente han implantado en Riad un sistema pionero en el mundo que permite a la capital de Arabia Saudita, y a su área metropolitana, integrar en una misma plataforma el pronóstico de calidad del aire de la ciudad, la gestión de emergencias químicas atmosféricas y la toma de decisiones relacionadas.

Aymamí siempre había querido ser físico para ser el hombre del tiempo en alguna televisión. Llegó a sustituir a Parés, que fue meteorólogo en TVE en Catalunya y con posterioridad responsable del plan integral de emergencias de la Generalitat y uno de sus socios, en Ràdio 4.

El origen de la empresa se remonta a la época en la que el centro de supercomputación se ofreció a la Universitat de Barcelona (UB). El Departamento de Meteorología y Astronomía de la facultad de Físicas de la UB, donde había un grupo de investigación, en el que destacaba Bernat Codina, que se dedicaba a simular el comportamiento de los fluidos presentes en la atmósfera, fue el germen de la compañía. Junto con Codina, este grupo pudo acceder a una institución pionera que hizo pronósticos meteorológicos utilizando ordenadores y participar en muchos proyectos en Europa.

"Vimos que la meteorología tenía aplicaciones en el sector privado. Hacia el 2003 hicimos un estudio de mercado. Nos ayudó la fundación Bosch i Gimpera". Y de todo ello surgió Meteosim, fundada por Aymamí,  Codina, Parés y Vidal, junto con la empresa de EEUU, Meso Inc, que había colaborado en la etapoa de investigación. En el 2007, para reforzar la posición global de Meteosim en el sector eólico, crearon Meteosim Truewind, una sociedad conjunta con la estadounidense AWS Truewind. La compañía se benefició del 'boom' del sector en España, pero también notó el parón posterior, lo que les obligó a ir a buscar negocio a otros países.

Cuatro años después, en el 2011, se fusionaron para crear AWS Truepower, líder mundial en consultoría independiente de energías renovables; y en el 2016 fue adquirida por UL (Underwriters Laboratories), líder mundial en certificación e inspección de productos y servicios.

Paralelamente, Meteosim siguió su propio camino centrado en calidad del aire, el cambio climático y entender cómo impacta en el sector industrial y otros sectores económicos, así como en sistemas de alerta de predicción en tiempo real, explica Aymamí. A los cuatro accionistas iniciales se sumó Oriol de Tera, que es el actual consejero delegado. Hoy, a su oficina originaria en el Parc Científic de Barcelona (PCB), han sumado filiales en Washington, EEUU y en Bogotá (Colombia). Con más de 700 proyectos realizados en 30 países, el año pasado facturó unos 1,5 millones de euros con un beneficio neto de 300.000 euros y sus planes de crecimiento pasan por consolidar el mercado de Latinoamérica y crecer en Europa y Oriente Medio para llegar a una cifra de negocio de 3 millones en el 2021.

Padre reciente, Aymamí se ocupa actualmente del desarrollo de negocio de renovables en UL. Está satisfecho de haber podido demostrar que meteorólogos y físicos son capaces de crear negocios como el que en la actualidad está en manos de la multinacional para la que trabaja y otro, como Meteosim, hoy referente mundial.