En colaboración con el

PRECARIEDAD

Nuevas subvenciones para luchar contra la feminización de la pobreza

Se destinan 450.000 euros a 46 proyectos que trabajan para reducir la pobreza y la precariedad laboral de las mujeres y que actúan especialmente en ámbitos como el empleo, la inserción laboral, el empoderamiento o la participación de las mujeres

  • La crisis de la covid-19, que ha tenido un impacto mayor en las mujeres dado que su punto de partida ya era más vulnerable antes de la pandemia

  • Estas subvenciones están dirigidas a mujeres en situación de precariedad

Centre per a dones sense llar La Llavor

Centre per a dones sense llar La Llavor

Se lee en minutos

El Ajuntament de Barcelona destina 450.000 euros para reducir la pobreza y la precariedad laboral de las mujeres. Estas subvenciones van dirigidas a 46 proyectos que actúan en ámbitos como el empleo y la inserción laboral –casi la mitad de los proyectos subvencionados– y el empoderamiento y la participación de las mujeres –una tercera parte–. También actúan en ámbitos como la salud, la vivienda, la formación o los cuidados.

Las iniciativas se dirigen mayoritariamente a mujeres que se encuentran en situación de precariedad, sin hogar o que tienen diversidad funcional o problemas de salud y a mujeres migradas, de etnia gitana, víctimas de violencia o trabajadoras del hogar y los cuidados.

Te puede interesar

Todos los proyectos comparten objetivos con la Estrategia contra la feminización de la pobreza y la precariedad 2016-2024, un plan que incluye un amplio conjunto de medidas en pro de la inserción laboral de mujeres en situación de vulnerabilidad, la dignificación de los sectores laborales más feminizados y la lucha contra las desigualdades de género en el mercado formal, así como la promoción de las condiciones sociales básicas, el empoderamiento y la participación sociopolítica de las mujeres más vulnerabilizadas.

Entre los criterios de selección de proyectos está la innovación de las propuestas y la relación con la precariedad y la pobreza femenina provocadas por la crisis de la covid-19, que ha tenido un impacto mayor en las mujeres dado que su punto de partida ya era más vulnerable antes de la pandemia. Los proyectos recibirán un porcentaje del coste total de la actividad objeto de la subvención, con un importe máximo de 25.000 euros, y se tendrán que llevar a cabo antes de finales de agosto del 2021.