Ir a contenido

En colaboración con

Barcelona da el primer paso para una renta municipal de inclusión

Mil familias de los barrios del eje Besòs recibirán una renta municipal garantizada en un proyecto para determinar las mejores medidas con el fin de erradicar las desigualdades

EL PERIÓDICO / BARCELONA

Las familias que accedan al programa tienen que vivir en uno de los diez barrios del eje Besòs, estar empadronados en Barcelona desde hace al menos dos años y tener uno o más miembros de 25 a 60 años.

Las familias que accedan al programa tienen que vivir en uno de los diez barrios del eje Besòs, estar empadronados en Barcelona desde hace al menos dos años y tener uno o más miembros de 25 a 60 años. / AYUNTAMIENTO DE BARCELONA

Mil familias del eje Besòs recibirán una renta municipal garantizada que se combinará con diferentes políticas públicas sociolaborales durante dos años. La intervención, que forma parte de un proyecto piloto, servirá para evaluar y determinar la manera más eficiente y eficaz para luchar contra la pobreza y las desigualdades en Barcelona. Es la primera vez que se lleva a cabo una acción de estas características en la ciudad.

Los datos reales obtenidos pasados estos dos años servirán para mejorar las políticas necesarias para garantizar una vida digna a todas las personas de la ciudad. “Hoy, ni el Estado ni la Generalitat, que son las entidades competentes, están garantizando esta vida digna”, ha reivindicado la teniente de alcaldía de Derechos SocialesLaia Ortiz, quién también ha destacado que “queremos hacer las cosas bien. El estudio nos permitirá saber si el impacto de la renta municipal, combinada con políticas activas, resulta positivo, negativo o neutro para las familias”.

Los mil hogares beneficiarios del proyecto B-Mincome se escogerán mediante un sistema aleatorio que se aplicará al conjunto de usuarios —seleccionados según estudios estadísticos— de los centros de servicios sociales, del Servicio de Inclusión Social, receptores del Fondo 0-16 y participantes del programa de empleo Làbora.

Las familias que accedan al programa tienen que vivir en uno de los diez barrios del eje Besòs, estar empadronados en Barcelona desde hace al menos dos años y tener unos o más miembros de 25 a 60 años, ya que uno de los objetivos del proyecto es evaluar la importancia de los incentivos externos para acceder al mercado de trabajo.

Las familias seleccionadas se dividirán en grupos, y recibirán las ayudas siguiendo criterios cruzados, diferentes en limitación y condicionalidad. Los grupos estarán formados por 250 unidades familiares, de la manera siguiente: el grupo uno tendrá una renta limitada (se retira o disminuye en caso de encontrar trabajo y tener otra fuente de ingresos) y a condición de participar en actividades de integración sociolaboral; el grupo dos tendrá una renta limitada y sin condicionalidad; el grupo tres tendrá una renta sin limitación (la ayuda se mantiene en cualquier supuesto) y con condicionalidad; y el grupo cuantro dispondrá renta sin limitación y sin condicionalidad.

Las políticas públicas que se combinarán con la renta serán cuatro: participación en planes de empleo municipales coproducidos con entidades del tercer sector de los barrios, planes de emprendeduría social, apoyos a la rehabilitación de pisos para impulsar programas de convivencia y vivienda compartida y colaboraciones en actividades comunitarias.

INVERSIÓN EUROPEA

El programa tiene una inversión prevista de 13 millones de euros para los años 2017, 2018 y 2019. Una tercera parte, 4,85 millones, proviene de los fondos extraordinarios de la Unión Europea del programa Urban Innovativ Action. Se presentaron 400 proyectos de innovación social y Barcelona fue una de las 15 ciudades seleccionadas.

Son socios de proyecto The Young FoundationFundación NovactIvàluaIGOP, de la Universidad Autónoma de Barcelona y la Universidad Politécnica de Catalunya. También hay acuerdos de colaboración con otras experiencias internacionales similares, con las cuales se comparte información: la ciudad de Utrecht (Países Bajos), la región canadiense de Ontario y Finlandia.

Los servicios municipales implicados en el proyecto son Barcelona Activa, los distritos y la dirección del Plan de Barrios.

0 Comentarios
cargando