Ir a contenido

movilidad en la capital

La huelga del Metro de Madrid comienza con unos servicios mínimos del 79%

Los maquinistas han convocado 10 días de paros en diciembre a partir de este lunes 10

El Periódico

Imágenes del Metro de Madrid.

Imágenes del Metro de Madrid. / DAVID CASTRO

La huelga convocada por el Sindicato del Colectivo de Maquinistas de Metro de Madrid comenzará este lunes con unos servicios mínimos del 79%. Los paros tendrán lugar los días 10, 11, 12, 13 y 14 de diciembre, entre las 6:05 y las 9 horas, y afectarán a las líneas 6 y 10A. Los días 17, 18, 19 y 20 de diciembre se producirán entre las 17 y las 22:30 horas en las líneas 1, 2, 3 y 5, y los servicios mínimos se reducirán al 75%. El viernes 21 de diciembre afectará a las mismas líneas durante las mismas horas, pero el servicio mínimo será del 74%.

El enfrentamiento entre los maquinistas y la Comunidad de Madrid, gobernada por el PP, viene de lejos y ha ido amontonando quejas por parte de los trabajadores. Además de las fechas de diciembre, se han convocado huelgas en enero (día 19 de 11 a 12 horas en las líneas 3, 5, 7A, 9A y los días 11 y 26 de 16 a 17 horas en las líneas 2, 4, 6, 8, 10A y 12), febrero (días 9 y 23 de 11 a 12 horas en las líneas 3, 5, 7A, 9A y 11 y los días 2 y 16 de 16 a 17 horas en las líneas 2, 4, 6, 8, 10A y 12) y marzo (días 9 y 23 de 11 a 12 horas en las líneas 3, 5, 7A, 9A y 11 y los días 2, 16 y 30 de 16 a 17 horas en las líneas 2, 4, 6, 8, 10A y 12).

Motivos

El sindicato ha convocado las protestas por cinco motivos. El primero es la "falta de diligencia, información, rigor y ocultación de documentación" por parte de la empresa pública "en el cuidado de la salud de toda la plantilla en relación con el amianto" detectado en los trenes, "un conflicto que Metro de Madrid ocultó desde el año 2003 y por el que se le ha abierto una comisión de investigación". También se quejan de las "condiciones erróneas con las que pretenden elaborar el estudio medioambiental dentro de Metro de Madrid. La empresa propone realizarlo con las ventanillas subidas en la cabina del maquinista para que los filtros necesarios para este estudio no recojan las sustancias dañinas que se respiran a lo largo de todo el túnel y que afectan a usuarios y trabajadores". 

Asimismo, los trabajadores denuncian el "continuo incumplimiento de convenio, normativa y acuerdos, los cuales han repercutido de forma negativa tanto en usuarios como en la totalidad de las personas que prestan servicio en la empresa". En este sentido, señalan la "necesidad de crear empleo en todos los colectivos, con especial necesidad en el colectivo de maquinistas con el fin de incrementar la plantilla en, como mínimo, 300 maquinistas. La falta de ellos, así como de trenes está provocando constantes aglomeraciones en los andenes y, como consecuencia, una gran falta de seguridad". Por último, lamentan las "agresiones sufridas en los puestos de trabajo y la falta de acciones por parte de Metro de Madrid cuando esto ocurre. Desde el 1 de enero al 29 de octubre 2018 se han confirmado 168 agresiones físicas y verbales denunciadas por parte de trabajadores".

Cruce de acusaciones

El sindicato ha juzgado "abusivos" los servicios mínimos establecidos por el Gobierno autonómico y ha criticado que la "historia se vuelve a repetir como en cada huelga de metro". La Comunidad de Madrid, por su parte, ha argumentado que dichos servicios mínimos son necesarios para "garantizar la necesaria movilidad" y la prestación de un servicio esencial para los ciudadanos. Así, ha defendido que en las jornadas laborables, como las afectadas por la huelga, el servicio de Metro es "especialmente clave" en los desplazamientos de los usuarios, sobre todo en la hora punta de la mañana. La compañía informará a través de todos los canales disponibles de atención al cliente (megafonía, teleindicadores, centro de atención al cliente, cartelería en estaciones, canales digitales) de los horarios de estos paros y los servicios de los que podrán disponer los usuarios de la red de Metro.

Los maquinistas han denunciado también que la empresa ha reducido los trenes en circulación coincidiendo con el inicio de la iniciativa Madrid Central y la activación del protocolo anticontaminación por parte del Ayuntamiento, gobernado por Manuela Carmena, dos medidas que restringen la movilidad en vehículo privado. De cara a la Navidad, calculan que habrá entre los días 22 y 4 de enero hasta 31 trenes menos por la mañana y 22 por la tarde en días laborables que en el 2017, mientras que los festivos contarán con 25 trenes menos. Los días 24, 25, 31 y 1 no se verán afectados. Por otro lado, los días laborales entre el 8 y 21 de diciembre serán 19 vehículos menos por la mañana y 41 por la tarde. Los sábados por la tarde se reducirán en 29 unidades, mientras que domingos y festivos contarán con 17 trenes menos.