El décimo, al detalle

Fraude de la Lotería de Navidad 2022: ¿Cómo evitar ser timado?

Hay múltiples posibilidades de ser víctima de engaños con motivo del Sorteo Extraordinario del próximo 22 de diciembre

Números de la Lotería de Navidad 2022 en la administración de Barcelona El gato negro.

Números de la Lotería de Navidad 2022 en la administración de Barcelona El gato negro. / Zowy Voeten

2
Se lee en minutos
Manuela Valdés

Como cada año por estas fechas, llegan las luces navideñas, los regalos... y el sorteo de la Lotería de Navidad, el más famoso del año. Quien más, quien menos, todos juegan un décimo o una participación de un décimo, que se suele compartir con familiares, amigos y/o compañeros de trabajo.

Y también como cada año, aparecen múltiples posibilidades de ser víctima de engaños y fraudes con motivo del Sorteo Extraordinario del próximo 22 de diciembre.

Para evitarlo, hay que estar atentos. Por ejemplo, a la hora de comprar un décimo por internet, es imprescindible hacerlo a través de webs de las administraciones oficiales, sin fiarse de intermediarios.

Detalles

Los detalles como el logotipo y el sello de la administración son muy importantes y distintivos. Ante cualquier duda, siempre se puede llamar al teléfono que hay en la web donde está comprando y comprobar si es un sitio oficial.

En caso de que se comparta un décimo, es necesario poner por escrito quienes son los que lo juegan, para evitar que, si resulta premiado, se deba depender de la buena fe del amigo o familiar en cuestión. En todo caso, no hay que olvidar que el décimo es un documento al portador: solo entregándolo se recibe el dinero a cambio. Con las nuevas tecnologías, como Whatsapp, es fácil: basta fotografiar el décimo y poner quiénes lo juegan. O ir un paso más allá y fotocopiar el décimo, poniendo datos completos del depositario, incluido el DNI.

Robo o extravío

Noticias relacionadas

En la misma línea, si pierdes o te roban un décimo hay que denunciarlo para que quede constancia en caso de que toque. Para ello, hay que recabar el mayor número de datos posible y en qué circunstancias se ha producido el hecho. Si se tienen, hay que aportar posibles pruebas (fotos o fotocopias del décimo), identificando claramente el documento número, serie y fracción. Además, hay que comunicar por escrito el hecho al organismo Loterías y Apuestas del Estado para que, si toca o el robo se produce después del sorteo, se paralice el pago hasta que el juez resuelva quién es el verdadero dueño.

Finalmente, es necesario comprobar que el décimo tiene el logo, el código y todos los elementos de verificación y hay que conservar el boleto en perfectas condiciones, puesto que su deterioro podría darte problemas en caso de ser premiad. Por último, recuerda que caduca a los tres meses.