02 jul 2020

Ir a contenido

TRÁGICA DESAPARICIÓN

Kobe Bryant, un mito inmortal

Bryant deja una descomunal carrera de 20 temporadas en la NBA, con cinco anillos de campeón, más dos oros olímpicos

Joan Domènech

Kobe Bryant y Pau Gasol posan con los títulos de MVP y campeón de la NBA en el 2010.

Kobe Bryant y Pau Gasol posan con los títulos de MVP y campeón de la NBA en el 2010. / ARCHIVO

LeBron James le adelantó este sábado en el tercer lugar de los mejores anotadores de la NBA, pero el nombre de Kobe Bryant, por muchos puestos que pueda descender en los ránkings, nunca desaparecerá. Está escrito en letras indelebles. Grande fue su trayectoria y grande fue su carisma. El trágico final que sufrió a los 41 años provocó una descomunal reacción de pesar.

Un terremoto agitó al mundo del deporte por la pérdida de una de sus leyendas, un mito inmortal que en la proximidad del trato se manifestó como un ser de carne y hueso. Con sus virtudes y sus errores. Las tres veces que se acercó al Barça (en el 2006, el 2011 y el 2015) dejó una estela de simpatía que hizo creer a sus dirigentes que algún día le convencerían de acabar jugando en Europa. Como su padre, Joe, buen amigo de Audie Norris.

Kobe nació en Filadelfia pero su infancia la pasó en Italia, donde su progenitor hizo carrera. Pau Gasol, uno de sus mejores amigos, y con quien ganó dos de los cinco anillos de campeón, iba a ser el gancho para atraerlo a Barcelona. Nikola Mirotic ha acabado en el Palau...

Puyol, Bryant y Busquets, en una visita del estadounidense a la gira del Barça en el 2011. / ARCHIVO

Y un Oscar

Pero eso es una anécdota local, insignificante, en una carrera deportiva bestial. De números abrumadores que le sitúan en el olimpo del básquet. Cerca, al lado, de Michael Jordan. En el quinteto titular de las leyendas seguro, con dos oros olímpicos (2008 y 2012). Tan integrado estaba en Los Ángeles que hasta ganó un Oscar (2018) al mejor cortometraje animado que escribió al recrear la carta que redactó para anunciar su retirada.

Anotó ¡60 puntos! en su último partido con los Lakers, que retiró los dos dorsales que lució: el 8 y el 24

Veinte temporadas jugó en los Lakers (1996-2016), de las que Kobe se proclamó campeón en cinco. Once veces figuró en el  mejor quinteto, pero en nueve y lo que revaloriza el mérito, es que estuvo en el mejor quinteto defensivo. Anotó 33.643 puntos en toda su carrera, 81 en una noche (22 de enero del 2006) ante los Toronto Raptors, solo superado por los 100 de Wilt Chamberlain. Diez años más tarde, el 13 de abril de 2016, disputó su último encuentro. Se marchó, con 37 años, dejando una sublime actuación con 60 puntos.

El día Kobe en LA

Del impacto que causó en Los Ángeles, en la cuna de leyendas como Kareem Abdul Jabbar, Magic Johnson y Shaquille O’Neal, con quien tuvo sus diferencias, dan cuenta de dos detalles.

El primero es que los Lakers retiraron los dos dorsales que lució: el 8, que eligió tras ser fichado inmediatamente después de haber sido seleccionado por los Charlotte Hornets (puesto13), y el 24, que readoptó de su época de estudiante. El segundo: el consejo municipal de la ciudad decidió que el 24 de agosto (el 24 del 8) se conmemoraría el Día de Kobe Bryant. Un día para no olvidar.