Tras la posible restricción

El plan de Canadá para las mujeres estadounidenses que quieran abortar

La ministra canadiense de Familias, Infancia y Desarrollo Social, Karina Gould, declaró este miércoles que lo único que tienen que hacer es pagar por el coste de la intervención

El primer ministro canadiense Justin Trudeau anuncia elecciones anticipadas, en Otawa.

El primer ministro canadiense Justin Trudeau anuncia elecciones anticipadas, en Otawa. / BLAIR GABLE (REUTERS)

2
Se lee en minutos
Coral Fernández

El Gobierno canadiense afirmó este miércoles que las mujeres estadounidenses podrán acudir a Canadá para abortar, después de que en EEUU se filtrara el borrador de un fallo del Tribunal Supremo a favor de derogar el derecho al aborto. Si este borrador se hace firme, el acceso a la interrupción del embarazo quedaría restringido en Estados Unidos, a merced de medidas estatales.

El presidente estadounidense, Joe Biden, es uno de los críticos con esta posible anulación y ha abogado por consagrar el derecho al aborto con una ley aprobada en el Congreso, algo que parece imposible con la actual composición parlamentaria.

La ministra canadiense de Familias, Infancia y Desarrollo Social, Karina Gould, declaró este miércoles que las estadounidenses pueden interrumpir sus embarazos en Canadá, donde no existe ley del aborto, y que lo único que tienen que hacer es pagar por el coste de la intervención.

El jueves, la ministra publicó un tuit en el que mostraba su orgullo por formar parte de un gobierno que protege los derechos de la mujer: "Estoy orgullosa de ser parte de un gobierno que es inequívoco a la hora de proteger el derecho de una mujer a elegir y garantizar el acceso a abortos seguros y legales". También aprovechó para denunciar las consecuencias de ilegalizar el aborto: "Bloquear el acceso no reduce el número de abortos, solo impide que las mujeres, especialmente las pobres y racializadas, tengan abortos seguros".

Derechos de la mujer

Gould ya había declarado el martes durante una entrevista con la radiotelevisión pública canadiense, CBC, que la sanidad pública canadiense puede proporcionar servicios para la interrupción de la gestación a mujeres de Estados Unidos. "Si vienen aquí y necesitan acceso, es un servicio que les proveeríamos", añadió Gould.

El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, también defendió que "todas las mujeres en Canadá tienen el derecho a un aborto legal y seguro". Trudeau, afirmó a los medios de comunicación que defenderá los derechos de la mujer en Canadá y el resto del mundo.

Gould también expresó su temor a que la posible revocación del derecho al aborto en Estados Unidos afecte a Canadá. La ministra opinó que estarán atentos para que "algo como eso no pase aquí", y añadió que el 74 % de los diputados del Partido Conservador de Canadá (PCC), el principal grupo de la oposición, se oponen al aborto.

Noticias relacionadas

El primer ministro agregó, tranquilizando la situación, que su Gobierno está estudiando presentar un proyecto de ley para asegurar el derecho al aborto en el país. Aunque en Canadá el aborto es legal, desde que en 1988 el Tribunal Supremo canadiense derogó la legislación existente, no existe una ley que regule la interrupción del embarazo.

Este miércoles, los periódicos estadounidenses en localidades situadas en la frontera con Canadá, como Detroit, recordaron a sus lectores que el aborto es legal en el país vecino y que las mujeres pueden acudir a clínicas canadienses para interrumpir la gestación.