Cambio en el país centroamericano

Costa Rica elige como presidente a un conservador antisistema

  • Rodrigo Chaves vence holgadamente a José María Figueres, un representante de la clase política tradicional

  • Economista, de 60 años, promete gestionar como si fuera una empresa un país con un 23% de pobres

El electo presidente de Costa Rica, Rodrigo Chaves.

El electo presidente de Costa Rica, Rodrigo Chaves. / JOSÉ CORDERO / DPA

3
Se lee en minutos
Abel Gilbert
Abel Gilbert

Corresponsal en Buenos Aires

Especialista en se ha especializado en temas políticos relacionados con la región pero también ha abordado cuestiones culturales y deportivas

Escribe desde se encuentra en la ciudad de Buenos Aires

ver +

"Venimos a servir y no a servirnos, Costa Rica: lo mejor está por venir". Un nuevo chavismo, inclinado hacia la derecha, tomará las riendas de ese país centroamericano a partir del 8 de mayo. El economista antisistema Rodrigo Chaves se ha ganado ese derecho con el 52,85% de los votos, contra el 47,15% del expresidente José María Figueres y uno de los símbolos de la elite política tradicional que el vencedor de las elecciones no dejó de demonizar durante las dos vueltas electorales.

Chaves es, en un sentido, una anomalía política que tiene su parentesco con el salvadoreño Nayib Bukele. "Apareció de la nada para convertirse en presidente", dijo sobre el vencedor de los comicios el diario La República. Ha prometido gobernar al país como si fuera una empresa.

La noche del domingo, Chaves atenuó no obstante su iracundia. "Me empeñaré en impulsar profundos y positivos cambios en la forma de gobernar Costa Rica democráticamente". Los desafíos que enfrenta lo obligarán a buscar aliados coyunturales o acuerdos de otro alcance.

La democracia más estable de la región ha visto signos de deterioro en las últimas décadas, al punto de que el 23% de sus habitantes son pobres. El paro alcanza al 15% de la población. La deuda pública representa el 70,3% del PIB de ese país y limitará seriamente las políticas de asistencia del nuevo Gobierno. El ajuste fiscal es inevitable.  "Costa Rica ha votado", dijo perplejo Figueres, al reconocer la derrota. "Nosotros como los demócratas que somos siempre seremos respetuosos de esa decisión".

Sin un frondoso pasado en la gestión que lo incrimine, Chaves ha blandido la espada de la lucha contra la corrupción para captar el voto de los costarricenses. "Recibo con la más profunda humildad esta decisión sagrada del pueblo", dijo, al comenzar a saborear la miel de la victoria electoral.

El economista, de 60 años, exfuncionario del Banco Mundial, donde fue sancionado por acoso sexual, y efímero ministro de Hacienda, llamó a Figueres al trabajo mancomunado que permita lograr el "milagro costarricense". Más que cordialidad política, un deseo de supervivencia.

Su partido del Progreso Social Democrático apenas contará con 10 diputados en un Congreso de 57 escaños. "Las dificultades para el nuevo gobierno son muy considerables y dará inicio con un apoyo legislativo limitado, y un electorado enconadamente dividido. El debilitamiento de los partidos políticos nos ha conducido a esta situación", señaló el ex presidente Miguel Ángel Rodríguez.

Curiosa selección de ministros

Noticias relacionadas

Chaves repitió como un autómata la palabra "cambio" para diferenciarse de una dirigencia cristalizada que no podía dar respuesta a los problemas del país. El ganador de las elecciones aseguró que no designará a sus ministros de manera unilateral. Este lunes reveló que un panel de cinco personas evaluará los currículos y hará entrevistas, como si se tratara de una oficina de Recursos Humanos. "Le vamos a decir a otras personas que piensen en participar en el concurso. La idea es que este panel en el que yo participe tome decisiones basadas en criterios técnicos".

Por lo pronto, varias cámaras empresariales le pidieron medidas urgentes para garantizar el funcionamiento exitoso de una economía que el año pasado creció un 7,6% y este año lo hará un 3,6%. "Al nuevo Presidente, le pedimos que trate de hacer lo mejor por la patria que le vio nacer, que antes de tomar una decisión importante la medite bien, pues en sus manos tiene el futuro de los habitantes de este pequeño territorio", señaló el diario Extra en su editorial. Y añadió: "Venimos arrastrando problemas en infraestructura, economía, pobreza, gasto público y uno de los flagelos que más nos aqueja como es la delincuencia. Esto nos quita el sueño, pues ya no estamos tranquilos en ningún lado. Problemáticas como las drogas y el narcotráfico nos golpean fuertemente, es justo y necesario que se ejecuten acciones pertinentes y pronto, porque de lo contrario seguiremos llorando la muerte de más inocentes que lastimosamente resultan víctimas por estar tanto en el lugar como en el momento equivocados".

Temas

Costa Rica