Tensión bélica en el Este

Rusia anuncia que reduce su ofensiva y se concentra en "liberar" el Donbás

Moscú asegura que ya ha completado la primera fase de su operación militar

Ucrania lanza una contraofensiva en las localidades cercanas a Kiev

Un soldado ucraniano hace guardia en un puesto de control en Kiev.

Un soldado ucraniano hace guardia en un puesto de control en Kiev. / AFP / FADEL SENNA

2
Se lee en minutos
El Periódico

Rusia ha realizado este viernes un anuncio inesperado al asegurar que la primera fase de su operación militar en Ucrania está prácticamente completada y que ahora se concentrarán en "liberar" la región del Donbás. "Los principales objetivos de la primera fase de la operación se han alcanzado. Las capacidades de combate de las fuerzas ucranianas se han reducido de manera importante, lo que permite (...) concentrar el grueso de los esfuerzos en el objetivo principal: la liberación del Donbás", ha manifestado el adjunto al jefe del estado mayor ruso, Serguéi Rudskói.

Rudskói también ha admitido que en la invasión han fallecido 1.351 militares rusos y 3.825 han resultado heridos desde el inicio de la ofensiva el pasado 24 de febrero. La nueva cifra es casi tres veces mayor a la que ofreció el Ministerio de Defensa ruso el pasado 2 de marzo, que ascendía a 498 caídos en combate. Mientras, los muertos en el bando ucraniano superarían los 14.000, según Rudskói. Ucrania, a su vez, contabiliza los muertos en las filas rusas en más de 16.100 soldados.

En el parte de guerra más importante ofrecido por la parte rusa, este alto cargo de Defensa ha asegurado que las tropas del Kremlin han bloqueado Kiev y Chernígiv, en el norte de Ucrania; Járkov en el este, Sumi en el noreste y Mikolaiev en el sur. También ha informado de que la región de Jersón, en el sur, y la mayor parte de la de Zaporiyia, en el sureste, están bajo su control.

Negativa de Kiev

Sin embargo, las autoridades ucranianas han negado que Rusia haya logrado bloquear Kiev y Chernígiv. Es más, sostienen que su Ejército ha iniciado una contraofensiva en la región de la capital y han destacado que los principales combates con las fuerzas rusas se centran en las localidades de Berishevka, Hostomel e Irpin. "Estamos manteniendo las líneas y lanzando contraofensivas en la región de Kiev", ha señalado el asesor del Ministerio del Interior ucraniano, Vadim Denisenko. Así, ha recalcado que las tropas ucranianas han matado a más de 300 militares rusos y han destruido 12 carros de combate, 10 vehículos blindados y varios aviones durante el último día, según ha recogido la agencia de noticias UNIAN.

Noticias relacionadas

En esta línea, Aleksei Arestovich, uno de los asesores de Volodímir Zelenski, resaltó que de los 12.000 soldados rusos presentes en los alrededores de Kiev, 3.000 se habían rendido y 4.000 habían quedado aislados. "La ofensiva está casi parada y tiene problemas con el abastecimiento de material, combustible, municiones y otro tipo de apoyo material", ha aseverado Arestovich en una publicación en Facebook. Las ciudades de Izium, Marinka y Mariúpol son los "únicos" escenarios donde Rusia "enfoca sus esfuerzos", ha añadido.

El Ministerio de Defensa del Reino Unido ha coincidido con el análisis de Kiev y ha asegurado este mismo viernes que las tropas ucranianas han logrado recuperar territorio 35 kilómetros al este de la capital en el marco de varios "contrataques". "Las fuerzas rusas están cayendo por unas líneas de suministro demasiado extensas", ha dicho en un comunicado. Londres ha resaltado que "es probable" que las fuerzas rusas "continúen intentando empujar a sus tropas" hacia el aeródromo de Hostomel, al noroeste de Kiev, según ha recogido la agencia alemana de noticias DPA. Por último, ha manifestado que "los problemas logísticos y la resistencia ucraniana" están ralentizando los intentos de Rusia de rodear la ciudad de Mikolaiev.