Represalias contra Rusia

Borrell pide a los europeos que "bajen la calefacción" para reducir el consumo de gas ruso

La UE aumenta el arsenal de sanciones contra el régimen de Putin y expulsa a tres bancos bielorrusos del sistema Swift

Borrell pide a los europeos que "bajen la calefacción" para reducir el consumo de gas ruso
5
Se lee en minutos
Silvia Martinez
Silvia Martinez

Periodista

ver +

El Alto representante para la Política Exterior de la Unión Europea, Josep Borrell, cree que los europeos tienen que despertar de su “sueño de bienestar” y hacer un “esfuerzo individual” recortando su "consumo de gas" y “bajando la calefacción” como vía para evitar que el presidente Vladimir Putin siga financiando la guerra en Ucrania. “Los europeos necesitan que el ruido de las bombas a las 5 de la madrugada hace 15 días al caer sobre Kiev les despierte de su sueño de bienestar y les permita afrontar desafíos que no hemos buscado pero que el mundo proyecta sobre nosotros y Ucrania es el primero: corten el gas en sus casas, disminuyan la dependencia de quien ataca a Ucrania y comprometámonos en una defensa colectiva a la que hemos prestado muy poca atención hasta ahora”, ha apelado durante una intervención ante el pleno del Parlamento Europeo.

Según Borrell, reducir la dependencia del gas de Rusia es un objetivo “difícil pero aplicable” y la actual crisis no solo exige sanciones macroeconómicas y medidas técnicas por parte de la UE. También requiere “que los ciudadanos europeos bajen la calefacción de sus casas” y “que todo el mundo haga un esfuerzo individual en recortar el consumo de gas, como cuando cortamos el agua cuando hay sequía o nos ponemos una mascara para combatir el virus. Lo que hemos hecho con el covid-19 hay que hacerlo a favor de Ucrania”, ha reclamado. 

Y es que la Unión Europea sigue viviendo condicionada por los lazos energéticos con Rusia, de dónde importa el 40% del gas que consume, el 27% del petróleo y el 45% de carbón. Por todo ello ,paga “el equivalente a las reservas que hemos bloqueado en los bancos occidentales del Banco Central ruso”, o entre 600 y 1.000 millones al día. Por eso, “lo primero que tenemos que que hacer es cortar el cordón umbilical que une nuestra economía y la rusa y cortar el flujo que le permite acumular reservas con las cuales financiar la guerra”, ha avisado mencionando también otra prioridad que la guerra de Putin ha relanzado: la necesidad de invertir más en defensa.

"A nadie le gusta decir a sus ciudadanos que tiene que aumentar su gasto militar. Todos preferimos la mantequilla a los cañones pero cuando en 1975 se firmaron los acuerdos de Helsinki los países que forman parte de la UE gastaban en defensa el 4% del PIB. Ahora es el 1,5% del PIB. Con los desafíos que tenemos enfrente sería negar la realidad si no hiciéramos esfuerzos para explicar a nuestros ciudadanos que nuestros sistema de vida tiene un precio, que hemos organizado Europa como un jardín a la francesa, ordenado, regulado, pero que fuera la jungla crece. Si no queremos que invada nuestro jardín tenemos que invertir no solo en cuidarlo sino en defenderlo porque desde Gibraltar hasta el Cáucaso nuestro entorno está rodeado por un círculo de fuego alimentado entre otros por Rusia, en el Cáucaso, Siria y en el Sahel", ha explicado. 

160 individuos más sancionados

El llamamiento de Borrell coincide con la adopción de una nueva ronda de sanciones de la UE contra el régimen de Vladimir Putin -la cuarta desde que arrancó la invasión de Ucrania- que golpeará tanto a Rusia como a Bielorrusia. Los representantes de los veintisiete estados miembros han decidido aumentar la lista de dirigentes y oligarcas castigados con la congelación de bienes y la prohibición de pisar territorio europeo por su implicación en la agresión rusa contra Ucrania.

La lista, publicada en el Diario Oficial de la UE, incluye 14 oligarcas y empresarios rusos, también a miembros de su familia, del sector farmacéutico, agrícola, metalúrgico, la industria digital o las telecomunicaciones. Entre los sancionados en esta nueva hornada figuran, por ejemplo, el marido de la hija del ministro de exteriores Serguei Lavrov, el empresario Alexander Vinokurov, así como el consejero delegado de la aerolínea Aeroflot, Mikhail Poluboyarinov, del círculo más cercano a Putin. Según la UE ambos están "implicados en sectores económicos que proporcionan una fuente sustancial de ingresos al Gobierno de Rusia. Además, se añaden otros 146 miembros del consejo de la federación rusa con lo que el listado suma ya 862 individuos y 53 entidades.

Bancos bielorrusos

Además, la UE también ha decidido expulsar a tres entidades bancarias de Bielorrusia del sistema de comunicación de pagos interbancarios SWIFT -Belagroprombank, Bank Dabrabyt y el Banco de Desarrollo de la República de Bielorrusia-, prohibir las transacciones del Banco Central de Bielorrusia relacionadas con la gestión de reservas o activos y la provisión de financiación pública para el comercio y la inversión en Bielorrusia, limitar significativamente las entradas financieras de Bielorrusia a la UE, prohibiendo la aceptación de depósitos superiores a 100.000 euros de nacionales o residentes bielorrusos, la tenencia de cuentas de clientes bielorrusos por los depositarios centrales de valores de la UE, así como la venta de valores denominados en euros a clientes bielorrusos. Por último, también prohíbe el suministro de billetes de banco denominados en euros a Bielorrusia.

Noticias relacionadas

La nueva batería, que llega en vísperas de una cumbre extraordinaria que reunirá en Versalles a los 27 jefes de estado y de gobierno de la UE , también introduce nuevas restricciones a la exportación de tecnología de navegación marítima y radiocomunicación, incluye el Registro Marítimo ruso a la lista de empresas estatales sujetas a limitaciones de financiación e introduce una disposición de intercambio de información previa para las exportaciones de equipos de seguridad marítima. Por último, aclara que los criptoactivos están incluidos en los “valores mobiliarios”.

Tras el último consejo de ministros de exteriores extraordinario celebrado el pasado viernes, en el que participó el secretario de estado estadounidense Antony Blinken, el alto representante de la UE ya confirmó que la UE preparaba una nueva ronda de medidas que se ha concretado este miércoles en el acuerdo confirmado por los embajadores permanentes de la UE. “Nos duele porque hay un autócrata al que no le importa su pueblo”, ha valorado la primera ministra de Estonia, Kaja Kallas, sobre las sanciones adoptadas contra el régimen de Putin. “Los retos a los que nos enfrentamos van a exigir una postura muy dura y tenemos que estar dispuestos a pagar el precio”, ha recordado por su parte Borrell.