Tensión en el este de Europa

Alemania deja en suspenso la certificación del gasoducto Nord Stream 2

  • Moscú asegura que mantendrá el suministro y cumplirá los contratos firmados con Europa

El canciller alemán, Olaf Scholz, en rueda de prensa.

El canciller alemán, Olaf Scholz, en rueda de prensa. / JOHN MACDOUGALL / POOL (REUTERS)

2
Se lee en minutos
El Periódico

El canciller alemán, Olaf Scholz, abandonó este martes la tibieza frente a Rusia que le ha granjeado numerosas críticas internas y presiones externas y anunció la suspensión del proceso de certificación del gasoducto Nord Stream 2 como respuesta a la iniciativa del presidente ruso, Vladímir Putin, de reconocer a los territorios separatistas prorrusos de Ucrania.

"No puede haber certificación" de esa infraestructura, afirmó Scholz en una comparecencia ante la prensa en Berlín en la que aseguró que "la situación ha cambiado" tras el aval por parte de Moscú a la independencia de las autoproclamadas repúblicas del Donbás y el anuncio por parte de Putin del envío de tropas. El nuevo gasoducto está listo para entrar en funcionamiento a la espera de los certificados de operatividad de las autoridades alemanas. El canciller explicó que ha solicitado al Ministerio de Economía la retirada de un informe sobre la seguridad del suministro, un documento esencial para obtener la certificación final.

Aproximadamente, la mitad del gas que consume Alemania procede de Rusia. El canciller admitió que la decisión de impedir la entrada en funcionamiento del Nord Stream 2 tendrá consecuencias para el abastecimiento del país. Sin embargo, aseguró que ya se ha empezado a diversificar el mix energético para aumentar la procedencia de la energía generada por fuentes renovables, como la eólica, solar y el hidrógeno, con lo que se reducirá el peso del gas.

Un portavoz de la Comisión Europea aseguró este martes que el suministro de gas de Europa no resultará afectado por la decisión de Berlín. "El Nord Stream 2 todavía no está en funcionamiento, no está suministrando energía a Europa. No es una fuente diferente de energía, es un gasoducto diferente de un suministrador existente... No hay ningún cambio en la situación actual", destacó el portavoz.

Por su parte, Moscú ha asegurado que seguirá exportando gas a Europa y cumplirá los contratos firmados. En la VI Cumbre del Foro de Países Exportadores de Gas, que se celebra en Doha, el ministro de Energía ruso, Nikolái Shulginov, indicó que su país, que es el mayor exportador de gas natural del mundo, está "comprometido con el suministro continuo y sin interrupciones".

La Unión Europea negocia con países como Catar, Argelia y Egipto el abastecimiento de gas licuado para paliar posibles cortes en los canales rusos. Sin embargo, el ministro de Energía catarí, Saad al Kaabi, ha aseverado que es "imposible" reemplazar a corto plazo el volumen de gas que Rusia suministra a Europa, que representa un 40% de las importaciones del bloque comunitario.

Una infraestructura esperada

Noticias relacionadas

El Nord Stream 2 está controlado por el gigante energético ruso Gazprom y se encuentra ya terminado. Construido con participación de empresas alemanas, recorre el lecho del mar Báltico hasta conectar con Alemania, sin pasar por Ucrania.

El objetivo es aprovisionar de energía a Europa central y se sumaría al gasoducto ya en funcionamiento Nord Stream, inaugurado en 2011. El nuevo conducto está previsto que doble la capacidad actual, por lo que se doblará también la dependencia de Europa del gas ruso.