Crisis en Afganistán

Japón y Australia evacuan a su personal en Afganistán

Ambos países tienen dificultades para determinar el número de evacuados

El ejército estadounidense trabajando en la evacuación

El ejército estadounidense trabajando en la evacuación

2
Se lee en minutos
EFE

El Gobierno de Japón anunció este lunes que enviará aviones de las Fuerzas de Autodefensa, sus fuerzas armadas, a la convulsa Afganistán para la evacuación de más personal de su embajada y japoneses asentados en el país.

Doce miembros de la delegación diplomática japonesa en Kabul fueron evacuadas la semana pasada a Estambul -donde instalaron una oficina temporal-, a bordo de un avión militar de un tercer país, pero el país asiático enviará ahora sus propias aeronaves para participar en la evacuación de más personal de la misión y otros.

"Vamos a enviar aviones de transporte táctico C-130 rápidamente y de forma segura para sacar a aquellas personas que quieran salir del país", dijo este lunes el ministro portavoz del Ejecutivo japonés, Katsunobu Kato, en su rueda de prensa diaria.

Japón ha estado trabajando "priorizando la seguridad de los japoneses que están allí y también de los trabajadores locales que se han quedado en la embajada y en la oficina de la Agencia Japonesa de Cooperación Internacional (JICA, del inglés)", en colaboración con Estados Unidos y otros países, dijo Kato.

Miembros de los ministerios de Exteriores y Defensa partieron el domingo hacia Afganistán para estudiar la situación en el territorio y avanzar con la planificación, informó la cadena pública NHK, después de que diplomáticos y sus familias, así como empleados en organizaciones internacionales, pidieran ayuda para salir.

Kato evitó dar detalles sobre el número de personas a las que se espera evacuar, dado el carácter sensible de la operación, pero fuentes de Defensa señalaron a NHK que podrían ser más de 500.

AUSTRALIA

Australia evacuó de Afganistán a otras 470 personas en varios vuelos de repatriación la pasada madrugada, informó este jueves su primer ministro, Scott Morrison, mientras continúa el caos en torno al aeropuerto de Kabul desde que los talibanes se hicieron con el poder.

Morrison aclaró en una rueda de prensa que algunos de los evacuados iban a ser llevados al Reino Unido, mientras que la ministra de Asuntos Exteriores, Marise Payne, insistió en que el objetivo es "sacar a todos los australianos y poseedores de un visado australiano que podamos y apoyar a afganos vulnerables, si es posible".

En este sentido, Payne indicó que hay una posibilidad de que Estados Unidos amplíe el plazo para su retirada completa del aeropuerto internacional Hamid Karzai y aseguró que Australia está preparada para seguir apoyando las operaciones de evacuación.

De esta forma son ya más de 800 las personas que han sido evacuadas del aeropuerto de Kabul por parte de Australia desde que la capital afgana fue tomada por los talibanes.

Australia se ha comprometido en principio a acoger a unos 3.000 afganos en los próximos diez meses.

La ministra de Interior, Karen Andrews dijo hoy que el número de personas que en total deben ser evacuadas cambia constantemente. "Es número significativo. No quiero dar una cifra porque está cambiando casi cada hora a medida que más personas piden venir a Australia", apuntó la ministra.

Noticias relacionadas

Varios países han estado enviando aviones militares para labores de evacuación de nacionales y afganos desde el aeropuerto de Kabul, donde todos los vuelos comerciales han sido suspendidos y hasta donde se desplazan miles de personas para intentar huir.

El Grupo de los Siete (G7), del que Japón forma parte, ha convocado una reunión mañana, día 24, para abordar la situación en Afganistán y el envío de ayuda humanitaria.