Relevo histórico

Laurence des Cars, la primera mujer al frente del Louvre

  • La historiadora de arte especializada en el siglo XIX, Laurence des Cars se convierte en la primera presidenta del Museo del Louvre de París en sus 228 años de historia

  • Recuperar los niveles de visitas del museo anteriores a la pandemia será uno de los grandes desafíos de Laurence des Cars

Laurence Des Cars en el Louvre.

Laurence Des Cars en el Louvre. / afp

2
Se lee en minutos
Irene Casado Sánchez
Irene Casado Sánchez

Periodista

ver +

Por primera vez desde su creación tras la Revolución Francesa en 1793, el Museo del Louvre de París estará capitaneado por una mujer: Laurence des Cars, de 54 años, actual presidenta del Museo d’Orsay, será la encargada de dirigir sus riendas. “Mi corazón latía muy rápido […] Nunca olvidaré esa llamada”, resumía, este mismo miércoles, la historiadora de arte especializada en el siglo XIX al dar a conocer su nombramiento.

Han hecho falta 228 años de historia para que una mujer asuma la presidencia del museo más grande y visitado del mundo. La designación de Laurence des Cars marca un punto de inflexión en la historia del arte francés y también en su propia carrera. La historiadora comenzó su trayectoria profesional en 1994 como conservadora en el Museo d’Orsay, cargo que ocupó hasta 2007 cuando fue nombrada al frente de la agencia France-Muséums, el organismo gubernamental responsable de la realización del Louvre Abu Dhabi. En 2014 se convirtió en la directora de la pinacoteca parisina l’Orangerie y tres años más tarde asumió el mismo puesto en otra efigie del arte a nivel mundial: el Museo d’Orsay

Un compromiso artístico y social

Bajo su batuta, el Museo d’Orsay, conocido por su riquísima colección de obras impresionistas, se convirtió en la primera institución francesa en restituir voluntariamente una pieza saqueada por los nazis; robada en Viena en agosto de 1938, ‘Rosales bajo los árboles’, de Gustav Klimt, regresó a las manos de los herederos de Nora Stiasny. “Un gran museo tiene el deber de mirar a la Historia de frente […] incluyendo la propia historia de nuestras instituciones”, comentó Laurence des Cars por aquel entonces poniendo de manifiesto su compromiso artístico y social.  

Valiéndose de un programa inspirado en los grandes retos de la sociedad, el número de visitantes del Museo d’Orsay no ha dejado de aumentar desde su llegada a la dirección, alcanzando los 3,7 millones de visitas en 2019 y un nivel de autofinanciación del 64%. Haciendo gala de osadía, en plena pandemia, Laurence des Cars lanzó “Orsay grand ouvert”, un proyecto destinado a ampliar la pinacoteca, incluyendo un centro educativo y un centro de investigación abierto a la comunidad internacional, gracias a una donación anónima de 20 millones de euros. 

"El Louvre puede ser plenamente contemporáneo"

Noticias relacionadas

La historiadora se enfrentará a grandes desafíos al frente del Museo del Louvre, víctima colateral de la crisis sanitaria. En 2020, sus visitas se desplomaron un 72% y sus pérdidas de ingresos ascienden a más de 90 millones de euros. Para relanzar su frecuentación, Laurence De Cars jugará una baza que, a lo largo de su carrera, siempre ha sido esencial: los jóvenes. “El Louvre tiene mucho que decir a los jóvenes, y estarán en el centro de mis preocupaciones como presidenta […] El Louvre puede ser plenamente contemporáneo, abrirse al mundo de hoy y a la vez contarnos el pasado”, insistía la mañana de este miércoles a la antena de France Inter. La ahora presidenta del museo por excelencia reflexiona ya sobre la posibilidad de ampliar sus horarios de apertura para permitir a los jóvenes trabajadores visitar sus antecámaras. 

“El museo está en el corazón de la sociedad. Siempre ha reflejado el mundo que le rodea […] El Louvre es la casa de todas las artes y de todos los artistas”, resumió Laurence des Cars, asegurando así la continuidad de la lucha contra el elitismo que rodea a la institución, una batalla iniciada por su antecesor Jean-Luc Martinez.