Guerra en el país árabe

La comunidad internacional promete 5.300 millones de euros en ayuda humanitaria a Siria

  • La Unión Europea y los Veintisiete prometen durante la 5º Conferencia internacional el desembolso de 3.700 millones de euros

  • Los Estados miembros aportarán en total 2.600 millones, más de la mitad Alemania, que aportará 1.700 millones, y otros 560 millones Francia

Hombres sirios llevan bebés a través de los escombros de edificios destruidos tras el ataque aéreo en el barrio de Salihin, controlado por los rebeldes en la ciudad norteña de Alepo, el 11 de septiembre de 2016.

Hombres sirios llevan bebés a través de los escombros de edificios destruidos tras el ataque aéreo en el barrio de Salihin, controlado por los rebeldes en la ciudad norteña de Alepo, el 11 de septiembre de 2016. / AMEER ALHALBI

3
Se lee en minutos
Silvia Martinez
Silvia Martinez

Periodista

ver +

Los diez años de guerra en Siria han dejado un balance dramático: casi 500.000 muertos, 100.000 desaparecidos, doce millones de refugiados y desplazados internos y más de 13 millones de personas en necesidad de ayuda humanitaria. “Hay menos violencia pero más sufrimiento” y “un aumento de la gente que necesita ayuda”, ha explicado este martes el secretario general adjunto de ayuda humanitaria de Naciones Unidas, Mark Lowcock, con motivo de la 5º Conferencia internacional organizada por la ONU y la Unión Europea (UE) para recaudar fondos para ayudar a la población siria y en la que han participado más de 80 países y organizaciones internacionales.

El objetivo de Naciones Unidas era llegar a los 10.000 millones de dólares para nutrir el programa de asistencia humanitaria a refugiados y desplazados. Finalmente, según ha anunciado el comisario de ayuda humanitaria, Janez Lenarcic, los compromisos alcanzan los 6.400 millones de dólares en ayudas (5.300 millones de euros), a los que se sumarán 5.900 millones en préstamos a condiciones favorables.

La Comisión Europea aportará 1.120 millones de euros a los que se sumarán otros 2.600 millones procedentes de los Estados miembros lo que convierte a la UE en el principal donante de ayuda humanitaria con un compromiso de 3.700 millones. Alemania encabeza la lista de Estados miembros más generosos con una aportación de 1.700 millones de euros, por delante de Francia (560 millones), Suecia (82 millones), Italia (45 millones), Irlanda (23 millones), España (20 millones), Finlandia (8 millones) o Luxemburgo (13 millones) entre otros.

Estas cantidades se verán completadas con los 205 millones de libras prometidos por el Gobierno británico de Boris Johnson, los 596 millones de dólares de Estados Unidos o los 100 millones de dólares de Qatar. El montante definitivo final se conocerá al término del encuentro. Estas cifras muestran, al menos en el caos europeo, que la UE “ha estado al lado de los sirios”, y de los países del entorno que les han acogido, y que “lo seguiremos estando”, ha dicho el alto representante para la política exterior y de seguridad común de la UE, Josep Borrell, que ha hecho hincapié en la devastación y destrucción que han dejado estos diez años de guerra y en la importancia del apoyo financiero y político de la comunidad internacional.

“La tragedia siria no debería durar otros diez años y ponerle punto final empezar dando esperanza y eso pasa por nuestro compromiso”, ha recordado también el ministro alemán de exteriores Heiko Maas. La UE y los Estados miembros han aportado desde que estallara la guerra en 2011 más de 25.000 millones de euros en ayuda humanitaria para ayudar a los 5,2 millones de refugiados que huyeron y viven en los países vecinos (Jordania, Líbano, Turquía, Egipto e Irak) así como a los sirios en necesidad dentro del país lo que le convierte en el principal donante internacional.

Medio millón de muertos

Noticias relacionadas

"Se necesita acabar con este conflicto", ha dicho el exministro español, quien ha reiterado la petición para que se respete la resolución 2254 del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, para encontrar una solución política a la guerra. Tras Borrell ha intervenido el secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, para recordar que más de 13 millones de personas en Siria necesitan ayuda humanitaria este año, lo que supone un incremento del 2% con respecto a 2020.

Ha recordado también que nueve de cada diez sirios viven en situación de pobreza y ha asegurado que "la economía de Siria ha sido devastada y ahora los impactos del covid-19 han empeorado las cosas. Casi la mitad de todas las familias perdieron su fuente de ingresos".

Temas

Siria