Nuevas restricciones

Bélgica vuelve a cerrar el comercio no esencial y endurece el confinamiento

  • El gobierno vuelve a restringir los contactos por el aumento de los contagios y las hospitalizaciones

Bélgica vuelve a cerrar el comercio no esencial y endurece el confinamiento

EFE

Se lee en minutos
Silvia Martinez
Silvia Martinez

Periodista

ver +

Los bares y restaurantes están cerrados en Bélgica desde noviembre del año pasado y los viajes no esenciales a otros países prohibidos al menos hasta el 18 de abril. Aún así, los contagios siguen disparándose día tras día lo mismo que las hospitalizaciones. Una situación que ha llevado al Gobierno belga a endurecer de nuevo el confinamiento. Los comercios no esenciales tendrán que cerrar su puertas, las actividades de contacto suspendidas, como las peluquerías, y las escuelas cerrarán tres semanas en total, incluidas las dos de vacaciones de Semana Santa.

"Es pesado tomar estas decisiones pero si no las tomamos, las consecuencias serán aún más graves de lo que sabemos hoy”, ha justificado este miércoles Alexander de Croo, primer ministro de Bélgica, uno de los 19 países europeos donde crecen los contagios y donde la variante británica se ha convertido en la principal. “Estamos en una tercera ola y vamos a superarla como hicimos con las anteriores. La situación no es la misma que en octubre, ahora tenemos vacunaciones”, ha insistido De Croo sobre los motivos de confinar de nuevo al país durante las próximas cuatro semanas.

Los comercios no esenciales, incluidas peluquerías o salones de estética, cerrarán sus puertas desde este sábado aunque los clientes podrán recibir a clientes con cita para recoger compras. El próximo lunes lo harán las escuelas, con la excepción de la educación infantil, que permanecerán cerradas hasta el 19 de abril en que terminan las vacaciones de Semana Santa con una semana de clases a distancia.

Aumento de contagios

Noticias relacionadas

“La tasa de contagios entre los jóvenes es muy elevada y los niños contaminan a sus padres que pueden contaminar a otras personas”, ha explicado el primer ministro sobre el motivo de ampliar de parar desde la próxima semana las clases. Los campamentos y las actividades podrán continuar durante el parón vacacional aunque en grupos reducidos de máximo diez niños y en el exterior para los adolescentes y jóvenes de entre 12 y 18 años.

Las restricciones también incluyen la reducción de los grupos en el exterior. A partir de ahora solo podrán juntarse cuatro personas en vez de las 10 permitidas desde hace un mes. En el interior se mantendrá limitada a una persona. Además, el teletrabajo seguirá siendo la norma y se mantendrá el toque de queda, entre medianoche y las 5 de la mañana en Valonia y Flandes y entre las 22 horas y las seis de la mañana en Bruselas capital. El objetivo de estas restricciones es cortar la propagación del virus con el objetivo de relajar las restricciones en mayo, cuando está previsto abra de nuevo el sector de la restauración, y lograr un verano tranquilo. "Todo dependerá de nuestro comportamiento y de las vacunaciones", ha dicho De Croo.