Sin contactos diplomáticos

Corea del Norte no responde a las llamadas de Biden

  • La nueva Administración ha tratado, sin éxito, de reactivar los canales de comunicación con el régimen de Kim Jong-Un

El dictador norcoreano Kim Jong-Un, en una imagen del pasado año.

El dictador norcoreano Kim Jong-Un, en una imagen del pasado año. / EFE

Se lee en minutos

Efe

El Gobierno del presidente de EE.UU., Joe Biden, ha intentado contactar desde mediados de febrero con Corea del Norte a través de diferentes canales, incluida su misión en Naciones Unidas, pero no ha obtenido respuesta, según un funcionario de alto rango citado por la cadena CNN.

"Para reducir los riesgos de una escalada, contactamos con el gobierno de Corea del Norte a través de varios canales desde mediados de febrero, incluso a través de Nueva York", dijo el funcionario en referencia a la misión que tiene en esa ciudad el gobierno norcoreano para la representación ante la ONU. "Hasta la fecha -añadió-, no hemos recibido ninguna respuesta de Pyongyang".

El funcionario, que habló bajo condición de anonimato con la CNN, explicó que los intentos de Biden se producen después de un año en el que Washington no ha tenido ningún "diálogo activo" con Pyongyang, a pesar de reiterados esfuerzos estadounidenses.

En 2018, Corea del Norte y EE.UU. iniciaron un proceso de negociación que desembocó en dos cumbres entre el entonces presidente estadounidense, Donald Trump, y el líder norcoreano, Kim Jong-un: la primera en junio de 2018 en Singapur y la segunda en febrero de 2019 en Hanói, que se cerró sin acuerdo sobre el proceso de desnuclearización.

Posteriormente, en diciembre de 2019, Corea del Norte anunció que suspendía las negociaciones con EE.UU., aunque la Administración de Trump intentó mantener el diálogo abierto.

Biden, que tomó posesión el 20 de enero, no ha explicado aún cuál será su enfoque hacia Corea del Norte.

De momento, su Gobierno se ha limitado a revisar la política hacia ese país, incluyendo posibilidades para abordar su supuesto programa nuclear y el lanzamiento de misiles balísticos.

Noticias relacionadas

Como parte de ese proceso, el Ejecutivo ha mantenido reuniones con exfuncionarios con experiencia en la relación con Corea del Norte, incluidos aquellos que trabajaron bajo el Gobierno de Trump. La revisión de la política a Corea del Norte acabará en las próximas semanas, detalló el funcionario citado por la CNN.

La semana próxima, los secretarios de Estado y Estado, Antony Blinken, y Defensa, Austin Lloyd, visitarán a sus dos aliados más cercanos en Extremo Oriente, Japón y Corea del Sur, quienes además jugaron un papel central en las negociaciones de Trump con Corea del Norte.