Crisis sanitaria

Italia se cierra por Semana Santa

El Gobierno de Draghi prorrogará todas las restricciones en vigor hasta después de Pascua

Viandantes en la Via del Corso en Roma, el 21 de febrero de 2021.

Viandantes en la Via del Corso en Roma, el 21 de febrero de 2021. / ANGELO CARCONI (EFE)

Se lee en minutos

El Gobierno de Mario Draghi prorrogará todas las restricciones en vigor a causa de la pandemia hasta después de Pascua. “Es indispensable decir la verdad al país”, ha explicado el ministro de Sanidad, Roberto Speranza, en el Senado, ilustrando que "la presencia de las cepas condicionará la epidemia".

La decisión ha caído como un jarro de agua fría sobre los sectores que esperaban en algunas aperturas durante Semana Santa, como restaurantes, bares, pistas de esquí, piscinas, gimnasios y complejos playeros. Las medidas tomadas "son indispensables, no existe otro camino", ha explicado Speranza. En cinco de las 20 autonomías, dijo, las uci están por encima del nivel crítico y “con las medidas actualmente en vigor se superará el nivel de Rt 1”, que este jueves se encontraba a 0,99.

Actualmente casi todas las regiones se encuentran en zona amarilla y perimetralmente cerradas. En cinco de ellas, se han clausurado 25 áreas, eufemísticamente definidas como zonas de “naranja subido” en lugar de rojas: los municipios están cerrados, la enseñanza suspendida y la actividad comercial también cerrada. Se trata de aquellas en las que la variante británica está ensañándose mayormente, mientras que en ámbito nacional ha alcanzado el 30% de los contagios y será “la dominante a mitad de marzo”, según el Instituto Superior de Sanidad.

Sin embargo, las que más preocupan son las cepas sudafricana y brasileña, "más insidiosas a causa de la reducida eficacia de las vacunas", según Sanidad. De acuerdo con la explicación del ministro a los senadores, poner freno a las variantes "es todavía posible (…) a condición de que se adopten y apliquen medidas rigurosas que circunscriban los focos de contagio (…), evitando la movilidad hacia el exterior de las áreas”.

Evitar "un grave error"

"Sería un grave error si de repente, sin ninguna evidencia científica, enfrentamos la emergencia de una manera diferente a otros países. Hasta ahora no hemos recurrido a encierros totales, a diferencia de otros países, que han hecho dos o incluso tres", añadió el ministro. Para Speranza, "los retrasos de algunos suministros de vacunas, aunque los hay, no cambiarán el resultado y el covid, con las vacunas, será derrotado. Vemos la luz al final del túnel", dijo.

Agregó que las regiones están fortaleciendo su capacidad organizativa en la campaña de vacunaciones y también se podrá contar con los médicos de familia en cuanto se tengan dosis de vacuna que no necesiten estar conservadas a tan bajas temperaturas. "La entrega puntual de dosis es decisiva para la aceleración de la campaña. Italia no se resigna a las reducciones, ya que en base a los contratos de la UE deberíamos tener el 13 % más de las dosis", añadió.

Indemnizaciones "justas"

Noticias relacionadas

Citando a Draghi, el ministro ha recordado que "la unidad no es una opción sino un deber" y ha asegurado que entre los compromisos del Gobierno hay la concesión de "justas indemnizaciones" para las actividades afectadas.

En respuesta a algunas medidas tomadas en varias autonomías, este miércoles se ha pronunciado el Constitucional, estableciendo que mayores aperturas locales frente a las medidas nacionales puede tomarlas "solo el Gobierno del país". El miércoles los nuevos contagios fueron casi 17.000 y los muertos 318, registros similares a los de los últimos días.