Nuevo repunte de contagios

Francia pone en "vigilancia reforzada" al 40% de la población

  • Si la situación sanitaria continúa degradándose en las zonas más afectadas, las autoridades podrían decretar un nuevo confinamiento local durante los fines de semana a partir del próximo 6 de marzo

  • En las últimas 24 horas, el país galo registra 30.000 nuevos positivos

Jean Castex en una rueda de prensa.

Jean Castex en una rueda de prensa. / AFP

Se lee en minutos

"Hace casi un año que nos enfrentamos a la mayor crisis sanitaria de nuestra historia reciente”. Así comenzó el primer ministro francés, Jean Castex, su rueda de prensa este jueves. Un año después del estallido de la pandemia de coronavirus y a pesar de la puesta en marcha de la campaña de vacunación, la situación sanitaria del país "se ha deteriorado”, continuó. 

Las cifras no dejan lugar a dudas: tras meses estancado en una media de 15.000 contagios diarios, el país galo registró 30.000 nuevos positivos en las últimas 24 horas. Las nuevas variantes de covid-19 jugarían un papel esencial en este nuevo repunte de la curva de contagios. “La más expandida en nuestro país es la británica, que ya atañe a cerca de la mitad de los infectados”, explicó Jean Castex.

La degradación de la situación sanitaria afecta, en particular, a 20 departamentos, incluido Île-de-France, en los que se concentra casi el 40% de la población. En dichas zonas, la incidencia del virus supera los 250 casos por cada 100.000 habitantes, las variantes representan un porcentaje superior al 50%, la presión hospitalaria se acerca a un umbral crítico y la circulación viral se acelera gravemente. 

En función de la evolución de dichos indicadores, “la semana que viene […] si la situación sigue deteriorándose, decidiremos si tomamos medidas reforzadas que entrarán en vigor a partir del 6 de marzo”, anunció el responsable del Gobierno. Dichas medidas serían similares a las impuesta en Dunkerque y Alpes-Marítimos, es decir, un confinamiento local durante los fines de semana.   

Evitar a toda costa un nuevo confinamiento nacional                                                                                                                 

Te puede interesar

Esta estrategia debería evitar un nuevo confinamiento nacional, la última opción de las autoridades francesas. “El confinamiento es una herramienta que debemos utilizar cuando no tenemos otra opción -insistió Jean Castex-. Hay que retrasarlo. Nuestro objetivo sigue siendo el mismo: resistir, preservar nuestros hospitales, nuestro modo de vida y la educación de nuestros hijos. Es la columna vertebral de nuestra acción. En contrapartida, […] debemos ser muy reactivos. Poniendo en marcha medidas específicas”.

El éxito de la estrategia de inmunización será esencial a lo largo de las próximas semanas y meses. A pesar del deterioro de la situación sanitaria, el primer ministro se felicitó de “haber vacunado a las personas adecuadas, aquellas que pueden desarrollar formas más graves de la enfermedad […] personas mayores y/o con patologías”. Según sus cálculos, a finales de este mes más de 4 millones de vacunas habrán sido suministradas a cerca de 3 millones de personas.