Fin de etapa en EEUU

La lista de los indultos de Donald Trump en el final de su presidencia

Steve Bannon, Lil Wayne, Kodak Black, Kwame Kilpatrick, Anthony Levandowski, Sholam Weiss, de izquierda a derecha y de arriba a abajo.

Steve Bannon, Lil Wayne, Kodak Black, Kwame Kilpatrick, Anthony Levandowski, Sholam Weiss, de izquierda a derecha y de arriba a abajo. / AFP / J. SAGET // REUTERS / S. MARCUS // REUTERS / M. ANZUONI // EFE / J. KOWALSKY // REUTERS / S. LAM // ARCHIVO

Se lee en minutos

El Periódico

Los indultos presidenciales han sido el último acto político de Donald Trump al frente de la Casa Blanca. El perdón a su exasesor Steve Bannon es el más destacado de la lista, pero no el único. Entre el centenar de beneficiados por el perdón de Trump hay raperos como Lil Wayne y Kodak Black, políticos como el exalcalde de Detroit Kwame Kilpatrick o ingenieros como Anthony Levandowski. Esta es la lista de los primeros indultados.

STEVE BANNON

Bannon, de 67 años, fue el asesor clave de la campaña electoral de Trump en las presidenciales del 2016. Salió de forma brusca de la Casa Blanca tras haber cuestionado a los hijos del presidente. El pasado agosto fue acusado de utilizar dinero de donaciones pare construir el muro con México prometido por Trump. Es el único de los indultados por Trump que todavía no ha sido condenado.

LIL WAYNE

El rapero Lil Wayne, de 38 años, cuyo nombre real es Dwayne Michael Carter, se declaró culpable en un tribunal federal en diciembre de posesión ilegal de armas de fuego y se enfrenta a una condena de hasta 10 años de prisión que debía ser dictada el próximo mes de marzo. El pasado 29 de octubre, Wayne tuiteó una foto de sí mismo con Trump tras lo que calificó de una "gran reunión" con el presidente.

KODAK BLACK

El rapero Kodak Black, de 23 años, cuyo nombre real es Bill Kahan Kapri, cumple condena por compra ilegal de armas. Se declaró culpable en agosto del 2019 y fue condenado a tres años y 10 meses de cárcel. El pasado noviembre, en un tuit que luego eliminó, prometió destinar un millón de dólares a caridad si el presidente le concedía el perdón.

KWAME KILPATRICK

El exalcalde de Detroit fue condenado en el 2013 a 28 años de cárcel tras ser declarado culpable de dos docenas de cargos que incluyen crimen organizado, soborno y extorsión por conspiración, que según los fiscales habían empeorado la crisis financiera de la ciudad. Fue una de las condenas más largas dictadas por la justicia de EEUU a un dirigente político. Kilpatrick, de 50 años, fue considerado en su momento una estrella en ascenso en el Partido Demócrata. Alcalde del 2002 al 2008, se consideró probado que extorsionó a los contratistas que querían obtener o mantener los contratos de la ciudad de Detroit.

ANTHONY LEVANDOWSKI

Levandowski, un exingeniero de Google, se declaró culpable de robar al gigante de internet tecnología secreta relacionada con los automóviles sin conductor antes de irse a la compañía rival Uber Technologies Inc. En agosto, un juez de San Francisco le condenó a 18 meses de prisión

ELLIOTT BROIDY

Broidy, un importante recaudador de fondos del Partido Republicano, se declaró culpable en octubre de actuar como un agente extranjero no registrado y admitió haber aceptado dinero para presionar en secreto a la Administración Trump en favor de intereses chinos y malasios. Broidy ocupó cargos financieros en la campaña de Trump del 2016 y en su comité inaugural. En el juicio, los fiscales alegaron que Broidy recibió millones de dólares en pagos de un ciudadano extranjero no identificado para tratar de cerrar una investigación estadounidense sobre miles de millones de dólares malversados ​​de 1MDB, un fondo de inversión del Gobierno de Malasia.

SHOLAM WEISS

Te puede interesar

Weiss fue condenado por estafar 125 millones de dólares de la empresa de seguros National Heritage Life Insurance Co y de sus asegurados de edad avanzada. Huyó de Estados Unidos y fue sentenciado in absentia en el 2000 a 845 años de prisión, pero finalmente fue extraditado de Austria. De 66 años, actualmente cumple condena en una cárcel de Pensilvania.