Por la pandemia

Suiza inventa 'la mili' en casa

  • Unos 5.000 reclutas de los 15.000 efectivos del ejército deberán iniciar su instrucción desde casa, por vía telemática, para evitar contagios por coronavirus

Miembros del ejército suizo.

Miembros del ejército suizo. / STR

Se lee en minutos

El Periódico

El gobierno suizo acaba de aprobar una curiosa propuesta para reducir el riesgo de contagio por coronavirus en los cuarteles militares: 'la mili' en casa. De esta manera, miles de reclutas del ejército suizo, deberán empezar el servicio militar en sus domicilios sin la necesidad de estar hacinados en los cuarteles.

El ejército suizo, que está estructurado como una milicia en la que varios militares profesionales dirigen todas las actividades, está compuesto por unos 15.000 efectivos. Se trata de reclutas, entre hombres y mujeres, que deben cumplir cuatro meses de instrucción y realizar entrenamientos anuales de tres semanas. Esta modalidad hace que los responsables militares consideren que el riesgo de contagio por coronavirus sea elevado, ya que al no estar considerados como una 'burbuja' controlada de convivencia, un infectado pueda propagar la enfermedad en los cuarteles.

Medida de seguridad

De este modo, el nuevo concepto de 'la mili' en casa, introducirá algunas novedades. Por el momento ya se ha procedido a escalonar la entrada de reclutas en la escuela de instrucción, "para garantizar que cualquier recluta con test positivo de covid-19 sea tratado de forma óptima y que se puedan aplicar correctamente las medidas de aislamiento y de cuarentena", apunta el departamento federal de defensa en una nota.

Los primeros que se han movilizado son los soldados sanitarios, que son esenciales para reforzar la presencia de tropas en los hospitales suizos, y que entrarán en el cuartel este lunes. Por el momento 5.000 de los 15.000 efectivos de la milicia deberán esperar en sus domicilios para presentarse en las casernas militares y tendrán que iniciar su instrucción por vía telemática. Militares 'de pantalla', vamos.

Daniel Reist, portavoz del ejército suizo, señaló en AFP que "durante la pasada semana todos recibieron el programa, con módulos que deben realizar en sus casas". Se trata de una formación teórica que se realiza a distancia, cada uno con su ordenador. "Partimos del principio de que alguien que sigue las lecciones con seriedad necesita seis horas de teletrabajo al día", señala Reist.

Instrucción 'online'

Te puede interesar

Las temáticas de este servicio militar en casa son muy amplias y abarcan varios aspectos, que van desde el conocimiento del reglamento militar a la protección sanitaria, pasando por un repaso a las armas bacteriológicas y químicas, así como al funcionamiento de cada arma de servicio. Además, los reclutas 'digitales' deberán cumplir todas las semanas cuatro horas de entrenamiento deportivo. Lo de ensayar la marcha militar para los desfiles, de momento, no está contemplado.

Todo este proceso llevará tres semanas en las que se contabilizarán los días cumplidos y serán jornadas de instrucción remunerada. Cuando entren en el cuartel, todos los reclutas serán sometidos a exámenes teóricos y prácticos para establecer si han aprovechado su periodo de 'mili' en casa. Los que suspendan, no dispondrán de premisos para salir.