Tecnología

El Gobierno australiano critica a Google por bloquear noticias locales

El Ejecutivo estudia aprobar que las plataformas digitales paguen por el contenido que obtienen

Una de las sedes de Google.

Una de las sedes de Google. / EP

Se lee en minutos

El Periódico

El Gobierno australiano criticó a Google por bloquear de forma experimental contenidos periodísticos locales y conminó al gigante tecnológico a pagar a los medios por las noticias que publica, según informa EFE.

El Ejecutivo de Camberra estudia la aprobación de una ley para que las plataformas digitales, como Google y Facebook, paguen por las noticias que obtienen de los medios de comunicación ante la fuga de ingresos publicitarios hacia las tecnológicas.

El ministro australiano del Tesoro, Josh Frydenberg, dijo el jueves que Google debería "centrarse en pagar por su contenido original y no bloquearlo", al comentar la decisión de la empresa estadounidense de realizar pruebas experimentales para limitar el acceso a las noticias locales en búsquedas y algoritmos.

En diciembre, el Gobierno australiano presentó un proyecto de ley que busca obligar a las empresas tecnológicas a negociar un pago a los medios de su país en contraprestación por los contenidos que publican en las plataformas de internet.

Google y Facebook, que encabezan una agrupación de grandes plataformas, condenaron la propuesta de ley al considerar que los medios también se benefician con el tráfico digital.

En el caso de que ambos no alcancen un acuerdo, el gobierno designará a un intermediario para que decida el monto a pagar, según el proyecto basado en un informe de 2019 de la Comisión Australiana de Competencia y Consumo sobre el impacto de los buscadores y las redes sociales en el mercado publicitario y de los medios.

Noticias relacionadas

El informe destacó que las plataformas digitales en Australia concentraban el 51% del gasto publicitario en 2017 tras doblar su participación en los cinco años anteriores a costa de las publicaciones impresas, que en el mismo periodo pasaron del 33 al 12% del gasto.

Australia, al igual que otros países, está preocupada por la atracción de Facebook y Google de la mayor parte de los ingresos por publicidad digital en un espacio en el que no son los autores del material periodístico que publican.