A UN MES DEL BREXIT

Barnier regresa a Londres para retomar la negociación del 'brexit'

Los gobiernos europeos urgen a la Comisión Europea a actualizar los planes de contingencia por si fracasan las conversaciones del nuevo acuerdo comercial con el Reino Unido

El negociador europeo para el ’brexit’, Michel Barnier, a su llegada al Consejo Europeo, ayer.

El negociador europeo para el ’brexit’, Michel Barnier, a su llegada al Consejo Europeo, ayer. / VIRGINIA MAYO (EFE)

Se lee en minutos

"Estamos a seis semanas del 1 de enero de 2021 –fecha de la desconexión total entre la UE y el Reino Unido- y es hora de pedir a la Comisión Europea que presente planes de contingencia" porque "necesitamos adaptarlos en caso de no llegar a un acuerdo, especialmente en el sector del transporte", se quejaba hace ya diez días uno de los diplomáticos europeos que acostumbran a recibir los informes regulares del negociador jefe de la UE, Michel Barnier. Un llamamiento "casi unánime" que el político francés ha vuelto a escuchar este viernes durante su reunión con los 27 embajadores permanentes de la UE, solo unas horas antes de regresar a Londres, en el que puede ser el último intento por evitar el fracaso de las negociaciones del nuevo acuerco comercial con el Reino Unido.

El tiempo se agota a pasos agigantados y los gobiernos europeos empiezan a temerse lo peor. Barnier, que ha retomado este viernes la actividad pública tras una cuarentena de casi diez días por el positivo por covid19 de un miembro de su equipo, ha vuelto a trasladar a los representantes europeos el mismo mensaje que la presidenta Ursula von der Leyen lanzó el miércoles ante el pleno de la Eurocámara: que a día de hoy no es posible decir si habrá acuerdo o no antes del 31 de diciembre, que ha habido avances en algunas áreas importantes como la cooperación policial y judicial pero que "persisten" las mismas “divergencias” entorno a los tres grandes obstáculos que mantienen la negociación atascada desde principios de año: el acuerdo pesquero, la gobernanza y  el llamado level playing field para garantizar que no habrá dumping británico una vez que el Reino Unido se desvincule totalmente de la UE.

Te puede interesar

"Estamos a pulgadas del momento de tómalo o déjalo. Voy a intentar encontrar un acuerdo pero nunca a costa de la integridad de nuestros valores", ha resumido el negociador europeo poco antes de reunirse virtualmente con los ministros de pesca de los países más afectados y de informar también al grupo de contacto del Parlamento Europeo que deberá ratificar el acuerdo en unos plazos extremadamente justos que podrían obligarles a convocar una sesión extraordinaria a finales de mes si finalmente se llega a un acuerdo.

"Algunas personas me preguntan por qué seguimos hablando. Mi respuesta es que es mi trabajo hacer todo lo posible para ver si existen las condiciones para un acuerdo. Es tarde pero un acuerdo es todavía posible y seguiré hablando hasta que quede claro que no lo es”, ha indicado el negociador británico, David Frost, insistiendo en el mantra británico de que cualquier acuerdo deberá respetar plenamente la soberanía del Reino Unido.