Elecciones en EEUU

Twitter y YouTube vetan al exasesor de Trump Steve Bannon por incitar a la violencia

Las plataformas bloquearon contenido del gurú de la extrema derecha y aliado de Vox por sugerir la decapitación del jefe del FBI y del Dr. Fauci

Steve Bannon.

Steve Bannon. / JOE RAEDLE / GETTY IMAGES

Se lee en minutos

La actividad de las grandes plataformas tecnológicas está siendo tan frenética como el volumen de desinformación vertido en ellas por parte de los aliados de Donald Trump, que buscan deslegitimar el resultado de unas elecciones presidenciales que se le escapan de las manos. En las últimas horas, Twitter Youtube han prohibido contenido del exasesor del presidente, Steve Bannon, por incitar  la violencia.

Bannon, gurú de la extrema derecha y aliado de Vox, atacó al Dr. Fauci, director del Instituto de Enfermedades Infecciosas, y al jefe del FBI, Christopher Wray, asegurando que quisiera "volver a los viejos tiempos de la Inglaterra de los Tudor" para clavar "las cabezas en lanzas" y colocarlas "a ambos lados de la Casa Blanca como advertencia a los burócratas federales".

Youtube retiró el programa ‘online’ de Bannon, War Room Pandemic, después de las denuncias en las redes por la difusión de ese contenido de incitación a la violencia y por difundir conspiraciones infundadas sobre fraude electoral en los comicios de los Estados Unidos. Aún así, ha decidido mantener la cuenta activa aunque no podrá subir nuevos videos durante al menos una semana. Especialistas han denunciado que ese programa se ha colgado en otras plataformas de vídeo como Vimeo.

Bloqueo en Twitter

Twitter también bloqueó  la cuenta del programa por haber “infringido las reglas de Twitter, especialmente nuestra política relativa a la glorificación de la violencia”. Twitter ya ha tratado de mitigar la difusión de bulos y conspiraciones que comprometan el proceso electoral.

Te puede interesar

Bannon, uno de los impulsores de la campaña presidencial de Trump en 2016, ha sido acusado de fraude y de blanqueo de dinero en un caso en el que supuestamente “defraudar cientos de miles de dólares de donantes" de la campaña de micromecenazgo para construir un muro en la frontera con México. Quedó en libertad tras pagar una fianza de 5 millones de dólares.