26 nov 2020

Ir a contenido

cifras máximas desde marzo

Así están las restricciones y confinamientos activos en Europa debido a la pandemia de covid

Cierre de locales de ocio y restauración, ampliación del uso de la mascarilla o cuarentenas para viajeros entre las medidas aprobadas esta semana

Gales anuncia el establecimiento de un confinamiento de dos semanas a partir del viernes para frenar el Covid-19

Begoña González

Varios alumnos ordenan un aula. 

Varios alumnos ordenan un aula.  / EFE

Semana tras semana, los países europeos superan sus propias cifras récord de contagios de covid-19 y los gobiernos optan por endurecer las medidas, ya de por sí estrictas, para tratar de aplacar el incesante crecimiento de la curva de esta segunda ola. Las medidas de contención social o la ampliación de la obligatoriedad del uso de la mascarilla limitan cada vez más la vida de los ciudadanos de las zonas afectadas.

Alemania

Alemania ha aplicado nuevas restricciones a sus ciudadanos para contener el contagio del covid.  La canciller alemana, Angela Merkel, se reunió la pasada semana con los jefes de Gobierno de los 16 estados federados alemanes para coordinar las nuevas medidas contra el recrudecimiento de la pandemia.

A pesar de que la canciller planteó unas medidas marco, son los llamados 'landers' los encargados de formalizar y especificar las medidas a tomar en cada territorio. Entre algunas de las propuestas se han introducido restricciones como el cierre de bares y restaurantes a partir de las 23:00 horas y la prohibición de venta de alcohol a partir de la misma hora. Además, Merkel ha pedido ampliar el uso obligatorio de la mascarilla, hasta ahora solo obligatoria en espacios cerrados en las zonas donde la tasa de contagio llegue a 35 casos por 100.000 personas durante siete días consecutivos, en lugar de 50 por 100.000, como se estipulaba hasta ahora. Asimismo, se ha impuesto una cuarentena obligatoria para todos los viajeros que pretendan ingresar en el país procedentes de zonas calificadas como "de riesgo" a partir del 8 de noviembre. A pesar de ello, el Instituto Robert Koch ha decidido este jueves retirar a Canarias de las zonas consideradas de riesgo por sus tasas de incidencia de coronavirus, en las que sigue el resto de España, con lo que Alemania levantará a partir de este sábado su recomendación de no viajar a las islas.

Austria

El Gobierno de Austria ha endurecido este lunes las limitaciones vigentes debido al incremento de personas contagiadas por la enfermedad, que ya se cifran en casi 66.000 en el país. Las nuevas normas ponen el foco, sobre todo, en las reuniones sociales. Así, las autoridades austriacas han prohibido las reuniones privadas con más de seis personas en interiores y de más de doce al aire libre.

El canciller de Austria, Sebastian Kurz, ha puntualizado que la norma se aplica "en todas partes" y ha enumerado restaurantes, clases en gimnasios, fiestas de cumpleaños o bodas, por ejemplo. La única excepción la constituyen los funerales y la práctica deportiva, según informa 'Die Presse'. Asimismo, sólo podrán realizarse eventos con personas sentadas y con mascarilla, que no podrán quitarse en ningún momento. El número de personas permitidas en interiores será de mil, mientras que si el evento tiene lugar al aire libre podrán asistir un máximo de 1.500 personas.

Bélgica

Las autoridades sanitarias de Bélgica han decidido este lunes limitar al menos un mes las pruebas de coronavirus a aquellas personas que presenten síntomas, para así evitar las aglomeraciones de los centros médicos y las demoras de los resultados. Si bien las personas que presumiblemente son asintomáticas no necesitarán someterse a la prueba, sí deberán cumplir la cuarentena de diez días en caso de que hallan tenido contacto cercano con algún caso positivo.

La mascarilla volverá a ser de uso obligatorio a partir del lunes en todos los espacios públicos de la región de Bruselas, donde también se cerrarán los espacios culturales, como cines, teatros o museos, para hacer frente a la segunda ola de la pandemia de coronavirus. Las medidas se acordaron este sábado durante una reunión entre el ministro-presidente de la región, Rudi Vervoort, y los diecinueve alcaldes de los distritos bruselenses. 

 Además de aquellas personas que presenten los síntomas propios de la enfermedad, también tendrán prioridad para someterse al test el personal sanitario, las personas de riesgo, o los mayores de sesenta y cinco años, informa la cadena de radio televisión belga RTBF. Las autoridades también han decretado un toque de queda nocturno a partir de la media noche de este lunes al martes durante los próximos quince días, por lo que estará prohibido circular, salvo autorización especial, por todo el territorio desde las 22:00 a las 5:00 horas del día siguiente.

Eslovenia

El Gobierno de Eslovenia ha decretado el estado de epidemia durante 30 días. Dicha medida excepcional ya se decretó el 12 de marzo y, entonces, permaneció vigente hasta el 30 de mayo. El toque de queda estará en vigor desde las 21.00 horas (hora local) hasta las 6.00 y obedece a las preocupaciones de las autoridades sanitarias del país de que un gran número de nuevos contagios se producen por la celebración de reuniones privadas durante la tarde y la noche.

En este sentido, se ha rebajado de diez a seis el máximo de personas que pueden reunirse y las bodas y las ceremonias religiosas se han prohibido.Las autoridades ordenaron el viernes el cierre de escuelas y se restringió la movilidad en las zonas más afectadas por el virus. Las autoridades han admitido que han perdido la capacidad de rastreo.

Francia

El presidente Emmanuel Macron aprobó el pasado miércoles una batería de nuevas medidas para frenar el avance del covid. El presidente declaró de nuevo el "estado de emergencia sanitaria" en el país y con ello se restringió el derecho de reunión y movilidad de los ciudadanos. 

Las sanciones oscilan desde una multa de 135 euros por una primera violación de la norma hasta los 3.750 euros e incluso hasta seis meses de prisión para quienes infrinjan el toque de queda de forma reiterada. El Gobierno francés ha extendido este jueves el toque de queda a otros 38 departamentos del país ante la "grave" evolución de la epidemia, con lo que a partir del viernes habrá en total 46 millones de personas afectadas por esa medida. De los 101 departamentos franceses, los ciudadanos de 54, más los de la Polinesia francesa, deberán estar en casa desde las 21.00 de la noche hasta las 06.00 salvo que tengan motivos imperativos para salir, como laborales o sanitarios. Asimismo, Estrasburgo no acogerá este año su tradicional mercado navideño, el más famoso de Francia y uno de los principales europeos, y lo sustituirá por una serie de actividades animadas, según anunció este jueves la alcaldesa.

Hungría

En Hungría se han confirmado en las últimas 24 horas 2.032 nuevos casos de la covid-19, lo que supone un nuevo récord y un 40% más de casos en un día que ayer, con lo que el número acumulado de contagios es de 52.212, según informaron este jueves las autoridades sanitarias. En un día han muerto 46 personas por el coronavirus, que se ha cobrado ya en Hungría la vida de un total de 1.305 personas.

Ante esta situación, el Gobierno ha decidido cancelar casi todos los festejos oficiales del aniversario de la revolución antisoviética de 1956 que se celebra mañana, con la excepción del alza de la bandera nacional ante el Parlamento. Hungría fue el primer país comunitario que en septiembre cerró sus fronteras a los extranjeros para detener la propagación del coronavirus.

Irlanda del Norte

Después de activar el 7 de octubre el nivel tres para todo el país, otros tres condados fronterizos con la provincia británica de Irlanda del Norte se situaron el pasado jueves en el cuatro. Con las nuevas restricciones, ya sea en un nivel cuatro o un cinco suavizado, los bares y restaurantes seguirán abiertos pero solo podrán servir en el exterior a un máximo de 15 personas, mientras que cerrarán todos los comercios no esenciales.

Asimismo, se prohibirán todas las reuniones familiares y no se permitirán visitas a otros domicilios, mientras que la ciudadanía solo podrá abandonar sus respectivos condados para trabajar, estudiar o por "otros propósitos esenciales". De esta manera, el Gobierno quiere mantener abiertas las escuelas de primaria y guarderías, clave para evitar una caída catastrófica de la actividad económica. Las últimas cifras oficiales publicadas este domingo indicaron que se registraron tres nuevos fallecimientos en las 24 horas anteriores, lo que elevó el número de muertes a 1.852, al tiempo que se detectaron 1.283 nuevos contagios, hasta un total de 49.962. 

Italia

El Gobierno italiano ha evitado tomar medidas más duras para frenar los contagios, a pesar de que la curva se ha disparado en las últimas semanas y ha traspasado la responsabilidad a los alcaldes para que cierren las áreas más concurridas del ocio nocturno, lo que no ha gustado a muchos regidores. Los alcaldes podrán tomar esta medida a partir de las 21.00 locales si detectan que en un zona determinada se genera una aglomeración de personas, como en las áreas de ocio nocturno, según el último decreto aprobado este domingo por el presidente del Gobierno, Giuseppe Conte. El nuevo decreto se emite cuando Italia registra cerca 11.000 infecciones diarias. La única nueva modificación al otro decreto aprobado el pasado 13 de octubre, es que desde ahora los restaurantes, heladerías, bares, pub o bares que no tengan mesas para el servicio deberán cerrar a las 18.00.

En la misma línea, los gobiernos de Lombardía, Lazio y Campania han declarado toques de queda en sus territorios. El toque de queda se iniciará a las 23h local hasta las 05h locales. 

Reino Unido

Las autoridades de Manchester y el Gobierno británico prosiguen este lunes los contactos para decidir si esa ciudad del norte de Inglaterra debe entrar en un nivel más estricto de restricciones ante el aumento de casos de covid-19. El alcalde del Gran Manchester, Andy Burnham, rechazó el lunes situar su ciudad en el nivel más alto de restricciones -el 3-, si el Gobierno central no hace un aporte financiero para ayudar a los negocios que se vean obligados a cerrar para contener la propagación del coronavirus. Pero finalmente el Gobierno británico decidió cambiarles la zona de afectación y pasar Manchester al nivel máximo.

Mientras, el ministro principal de Gales, Mark Drakeford, decretó este lunes un confinamiento de dos semanas a partir del próximo viernes desde las 17.00 GMT para "ralentizar" la propagación de la pandemia de coronavirus. El número de casos de covid-19 está creciendo en esa región, poniendo "presión" en sus servicios sanitarios, y el número "R" se sitúa ahora en 1,4, con alrededor de 2.500 contagios diarios. 

En un comunicado, el Ministerio de Salud ha trasladado que las nuevas restricciones, que entrarán en vigor este sábado, afectarán a las localidades de Barnley, Doncaster, Rotherham y Sheffield. Entre las nuevas normas, destacan la prohibición de socializar con personas no convivientes o que no pertenezcan a la misma burbuja en instalaciones bajo techo, jardines privados o eventos para los que se requiera entrada. Además, los grupos no deberán exceder las seis personas en espacios públicos al aire libre, como playas, y los pubs y bares tendrán que cerrar, a menos que sirvan comida.

República Checa

El Ejercito checo comenzó este lunes con la instalación de un hospital de campaña en el recinto ferial de Praga-Letnany, un establecimiento que podrá acoger a 500 enfermos de covid-19 en estado leve, pero con una evolución patológica que requerirá hospitalización, informó la cadena pública CT24. La República Checa, con 828 contagios acumulados en los últimos catorce días por 100.000 habitantes, es el más golpeado de la Unión Europea por la pandemia, que ha causado 1.422 muertos y una cifra total de unos 100.000 contagios activos.

 Esta semana el Gobierno de Praga reconoció que las medidas adoptadas las pasadas semanas "no funcionan", en referencia al cierre de escuelas, bares, restaurantes y lugares de ocio. Por ello, hoy entró en vigor una nueva restricción de movimientos, que el Gobierno no considera un confinamiento y en la que sólo se permite salir de casa para ir al trabajo, al médico, a hacer la compra, aunque sigue estando permitido pasear por el campo. También se han prohibido las reuniones de más de dos personas en la calle.

Portugal

Portugal continúa inmerso en el estado de calamidad, el nivel máximo de alarma que puede decretar el Ejecutivo sin aprobación parlamentaria y ha decretado que el próximo día 2 de noviembre se va a celebrar un día de luto oficial por las víctimas.

Las reuniones están limitadas a un máximo de cinco personas en espacios públicos y también en restaurantes y en los eventos familiares como bodas o bautizos la asistencia no podrá superar las 50 personas. Del mimso modo, tres municipios del norte del país han sido confinados localmente y en el país entero s ehan prohibido los desplazamientos entre el día 30 de octubre y el 3 de noviembre.

Además, se ha aprobado en el Parlamento la obligatoriedad del uso de la mascarilla en la calle para todas aquellas personas mayores de 10 años "cuando el distanciamiento físico recomentado por las autoridades sanitarias resulte impracticable". La medida entrará en vigor después de que el presidente la ratifique y se aplicará durante 70 días. Luego, podrá ser renovada.

Suecia

El Gobierno de Suecia ha anunciado la entrada en vigor el próximo 1 de noviembre de nuevas restricciones en el ámbito de la restauración y el ocio nocturno para afrontar el aumento del número de nuevos casos de coronavirus. El primer ministro sueco, Stefan Löfven, comentó las nuevas medidas con la expresión "se acabó la fiesta" después de que Johan Carlson, responsable de la Agencia de Salud Pública, informara de las medidas propuestas, que limitarán a ocho personas el número de las que podrán sentarse a una mesa en un restaurante. Löfven dijo que las restricciones se aplicarán en clubes nocturnos debido a que este tipo de establecimientos no han seguido las normas recomendadas para hacer frente a la pandemia.

El ministro del Interior, Mikael Damberg, precisó que los clubes nocturnos solo podrán acoger al mismo tiempo a un máximo de cincuenta personas y que los responsables de esos establecimiento que no respeten las normas podrán ser multados. Los eventos públicos podrán contar con una asistencia de hasta 300 personas -se eleva por lo tanto desde las 50 que se permiten ahora- siempre que se trate de público sentado y que se pueda garantizar que hay un metro de distancia interpersonal. 

Suiza

El Gobierno suizo ha anunciado este domingo una nueva batería de medidas para atajar los contagios por coronavirus que entrarán en vigor el lunes y que prohíbe las concentraciones de más de 15 personas en lugares públicos o el uso de mascarilla para mayores de doce años en todos los edificios abiertos al público.

Además se amplía el uso de mascarilla en el transporte público de tal forma que ahora también será obligatorio su uso en estaciones de tren, autobús y aeropuertos. Igualmente se impone el uso de mascarilla en comercios, centros educativos, iglesias y cines. Suiza acumula 74.422 casos y 2.123 muertes por coronavirus. Los últimos datos confirman un incremento radical de los casos: el viernes se batió el récord de contagios diario con 3.105 positivos confirmados.