Corrupción

Miles de israelís protestan en las calles para pedir la dimisión de Netanyahu

El malestar social sigue creciendo en Israel y las manifestaciones terminaron en enfrentamientos con los seguidores del primer ministro en algunas ciudades

Protestas sociales en Israel.

Protestas sociales en Israel. / AP

1
Se lee en minutos
El Periódico

Miles de personas salieron a las calles en distintas ciudades de Israel, para exigir la dimisión del primer ministro, Benjamín Netanyahu, tras el levantamiento de las limitaciones específicas para las protestas durante el confinamiento.

Las manifestaciones llevaron a disturbios en la localidad de Holón, al sur de Tel Aviv, con choques entre los manifestantes y otros grupos que acudieron en defensa de Netanyahu y atacaron a los primeros, echándoles un gas no identificado, informó el digital Ynet.

Enfrentamientos violentos

Al menos una treintena de jóvenes, que los medios identifican como miembros de La Familia (frente extremista de fans del equipo de fútbol Beitar Jerusalem), llegaron vestidos con camisetas negras, ondeando banderas del Likud (partido de Netanyahu) y carteles provocativos, como "Los izquierdistas son traidores" o "un buen izquierdista es un izquierdista muerto".

En el centro de Tel Aviv y en la calle Balfour de Jerusalén, frente a la residencia oficial del primer ministro, también se registraron manifestaciones en su contra.

Enojo social

Noticias relacionadas

Ayer expiró la orden especial de emergencia que limitaba las manifestaciones a grupos de 20 personas y que no se encontrasen a más de un kilómetro de sus domicilios, por lo que se espera que las protestas se retomen ahora con más fuerza. Desde hace cuatro meses hay pequeñas protestas casi diarias y manifestaciones masivas cada sábado.

A la protesta social, fundamentada sobre todo en las acusaciones de corrupción en tres casos que enfrenta Netanyahu y en una mala gestión de la pandemia, se unen esta semana nuevas publicaciones sobre la posibilidad de que el jefe del Gobierno estuviera involucrado en una compra de submarinos sobre la que recaen serias sospechas de irregularidades.