31 oct 2020

Ir a contenido

Polarización social

El poder del voto femenino en Brasil será decisivo en las elecciones municipales

El 52,5 % del padrón electoral son mujeres y jugarán un papel fundamental en las votaciones para escoger a alcaldes y concejales en más de 5.500 municipios

El Periódico

Un grupo de mujeres seguidoras de Jair Bolsonaro en Brasil.

Un grupo de mujeres seguidoras de Jair Bolsonaro en Brasil. / Reuters

En los comicios de noviembre próximo en Brasil, en que se escogerán alcaldes y concejales para más de 5.500 municipios, las mujeres jugarán un papel fundamental. Por ser mayoría del electorado tendrán en sus manos el futuro de sus ciudades en un país polarizado entre la izquierda y la derecha.

De los cerca de 148 millones de personas habilitadas para votar en los comicios del próximo 15 de noviembre, el 52,5 % son mujeres y un 47,5 % hombres, según datos del Tribunal Superior Electoral, actualizados este lunes.

Mayoría femenina

Las mujeres votantes son mayoría en 3.386 de los 5.568 municipios, el 61 % de las ciudades en que se celebrarán elecciones este año, y lo que supone un número mayor al registrado en los comicios de 2016, donde el género femenino tuvo más fuerza en 2.963 ciudades.

De acuerdo con los datos oficiales, la mayoría de las mujeres aptas para votar tiene entre 35 y 39 años, aunque el promedio general se ubica entre los 44 y los 49 años.

Desigualdades de género en candidaturas

No ocurre lo mismo con las candidaturas a alcaldías y concejales, donde los hombres se llevan el 66,9 % y las mujeres solo un 33,1 %, una diferencia que, además de no representar a la mayoría poblacional del país, creció 2,5 puntos porcentuales desde 2016, cuando se registraron los últimos comicios locales.

Y es que este año el número de candidatos inscritos para los comicios municipales de noviembre batió récord al registrar 546.217 postulaciones, casi 50.000 aspirantes más de los inscritos en 2016.

El pasado 26 de septiembre, cuando cerraron los registros para las candidaturas, el sistema del máximo tribunal electoral sumaba 541.900, cifra que se ha venido ajustando en estos dos días al incluir las inscripciones realizadas a última hora del sábado.

Polarización social y política

Las elecciones locales en Brasil estaban previstas para octubre, pero la pandemia del coronavirus obligó a postergar esa fecha hasta los próximos 15 de noviembre para la primera vuelta y 29 de mismo mes si los resultados llevan a una segunda ronda de comicios.

Al igual que en las elecciones presidenciales de 2018, cuando el líder ultraderechista Jair Bolsonaro salió vencedor con un 55 % de los votos por el Partido Social Liberal (PSL), frente al 44 % que obtuvo el progresista Fernando Haddad, del Partido de los Trabajadores (PT), el país está polarizado entre la izquierda y la derecha.

Tal ha sido el efecto, que más de un centenar de candidatos a alcaldes y concejales para las elecciones municipales decidieron aludir directamente al presidente Bolsonaro y al exmandatario Luiz Inácio Lula da Silva, líder del PT, identificándose con sus apellidos en el nombre político oficial adoptado durante la campaña.