28 nov 2020

Ir a contenido

Reactivación comercial

Los bares reabren sus terrazas en Santiago de Chile tras 5 meses de confinamiento

La reapertura se llevó a cabo en las únicas siete comunas (barrios) de los 38 de la capital

El Periódico

Los bares pudieron abrir al 25 % de aforo y atendiendo de forma exclusiva en espacios abiertos con distancia entre mesas.

Los bares pudieron abrir al 25 % de aforo y atendiendo de forma exclusiva en espacios abiertos con distancia entre mesas. / AP

Tras cinco meses de confinamiento reabrieron este miércoles en Santiago de Chile los bares y restaurantes de algunos barrios capitalinos que pudieron atender solamente en espacios abiertos a sus primeros clientes presenciales desde la llegada de la pandemia el pasado mes de marzo.

La reapertura se llevó a cabo en las únicas siete comunas (barrios) de los 38 de la capital que pasaron a la tercera fase de las cinco del plan de transición hacia la normalidad elaborado por el Gobierno.

Los bares pudieron abrir al 25 % de aforo y atendiendo de forma exclusiva en espacios abiertos con distancia entre mesas, según las indicaciones de las autoridades sanitarias y del ministro de Economía, Lucas Palacios, quien aprovechó para tomarse un café en un bar de la zona para dar ejemplo del resguardo que hay que tener.

La apertura afectó a varios sectores conocidos por su valor turístico y gastronómico, como Las Condes y Providencia, donde existe un gran número de establecimientos hosteleros que llevaban cerrados desde que las autoridades lo ordenaran el pasado marzo.

"Nosotros cerramos una semana antes de que lo dictara el Gobierno y empezamos a trabajar con 'delivery' hasta hoy, pero sacando unas mesas a la calle volvimos un poco a ser lo que éramos", relató a Efe Edgar de Litran, dueño del bar "De la ostia".

El resto de los barrios de la capital, donde viven 8 de los 19 millones de chilenos, se encuentran también en un proceso de transición y apertura gradual, con desconfinamiento de lunes a viernes y con pequeños comercios abiertos.

Chile registró en la última semana una tasa de positividad que ronda el 6 %, lo que evidencia el retroceso de la pandemia en el país, donde el balance acumulado asciende a 414.739 infectados y 11.344 muertes desde principios de marzo.

Pese a la apertura de las restricciones en algunas zonas del país, Chile mantiene el estado de excepción por catástrofe y el toque de queda nocturno, así como el cierre de las fronteras.