25 oct 2020

Ir a contenido

Fraternidad

El Cristo Redentor de Río de Janeiro se solidariza con el pueblo del Líbano

Una de las mayores atracciones turísticas de Brasil se iluminó con la bandera libanesa para rendir un homenaje a las víctimas de la explosión ocurrida en el puerto de Beirut

El Periódico

El Cristo Redentor se ilumina con la bandera de Líbano tras la explosión de Beirut. / EFE / ANTONIO LACERDA / VÍDEO: EFE

El Cristo Redentor de Río de Janeiro se iluminó con la bandera del Líbano, en solidaridad con las víctimas de la enorme explosión ocurrida el martes pasado en el puerto de Beirut, que ha dejado hasta el momento 137 muertos y más de 5.000 heridos.

"Vinimos a mandar un mensaje de solidaridad y apoyo, y para decirle al pueblo libanés que siempre fuimos fuertes y siempre logramos salir de todas las miserias, las masacres, la sangre y la muerte", dijo Alejandro Bitar, cónsul general del Líbano en Río de Janeiro, durante el acto en el monumento.

Homenaje al pueblo libanés

El mayor símbolo turístico del país, cuya imponente figura estilo Art Decó también ha servido en los últimos meses para exhibir mensajes de concienciación contra el coronavirus, quiso así rendir un homenaje al pueblo libanés tras la devastadora explosión que tuvo lugar en el puerto de Beirut.

El incidente fue provocado por la combustión de 2.750 toneladas de nitrato de amonio y la fuerte onda expansiva ha provocado cuantiosos daños materiales en varios kilómetros a la redonda.

"Tenemos que proteger ese país, tenemos que juntarnos todos y estar unidos para que ese Líbano sea un país de progreso y prosperidad", afirmó Bitar a los pies del Cristo Redentor, situado en la cima del cerro de Corcovado de Río de Janeiro, a 710 metros sobre el nivel del mar.

Comunidad libanesa

Brasil alberga en su vasto territorio una nutrida comunidad de libaneses y descendientes de ese país que se estima en cerca de 10 millones de personas. El presidente brasileño, Jair Bolsonaro, afirmó en la víspera que su país hará "algo concreto" para ayudar al Líbano.

El gesto del Cristo Redentor fue una iniciativa del Consulado General del Líbano en Río de Janeiro, el colectivo libanés de Río, así como de la Iglesia católica y de otras confesiones religiosas.