12 jul 2020

Ir a contenido

crisis sanitaria mundial

La UE estudia mantener las restricciones con EEUU, Rusia y Brasil cuando reabran las fronteras exteriores

La propuesta de la Comisión Europea aboga por una apertura gradual, en función de criterios científicos, a partir del 1 de julio

Silvia Martinez

El jefe de la diplomacia europea, Josep Borell.

El jefe de la diplomacia europea, Josep Borell. / DPA / CHISTOS DOGAS

Con la mayoría de las fronteras internas ya abiertas, la Unión Europea estudia ahora como garantizar una reapertura segura de las fronteras exteriores para permitir los viajes con terceros países a partir del 1 de julio, la fecha planteada por la Comisión Europea para empezar a eliminar las restricciones hacia el resto del mundo. La intención de la UE es crear una lista con un grupo de países considerados “seguros” en la que a priori no estarían ni Estados Unidos ni Brasil ni Rusia debido a su alta incidencia de los contagios, pero sí China y que se actualizará con regularidad.

La propuesta del Ejecutivo comunitario, presentada hace dos semanas, recomendó a los Veintisiete establecer criterios objetivos, en función de la situación epidemiológica, la respuesta contra el coronavirus dada por los gobiernos extranjeros, así como las medidas de contención durante el viaje y si la decisión tiene carácter recíproco. Es decir, si el país en cuestión aplica o no prohibiciones de viaje con la Unión Europea. El plan también incluye un sistema flexible de forma que un país pueda entrar o salir del listado en función de la evolución de la situación del covid19 y de posibles rebrotes. 

Tras un debate celebrado el pasado lunes que no fue concluyente, los embajadores permanentes de la UE (Coreper) han vuelto a intentar cerrar un acuerdo este miércoles aunque sin éxito de momento. "Los Estados miembros están más o menos en la misma página. Tienen claro que el criterio debe ser la seguridad, pero todavía no se ha tomado una decisión", han explicado fuentes de la presidenta croata de la UE que han anunciado un nuevo intento este próximo viernes con el objetivo de adoptar una decisión antes de que expire la prórroga de las restricciones el próximo miércoles 1 de julio.

Criterios de seguridad

El objetivo de los Veintisiete es definir los criterios para determinar desde qué países terceros se puede viajar con libertad a la UE y desde cuáles no. Por ejemplo, que la incidencia de casos sea igual o más baja que la media europea durante los últimos 14 días, y que actualmente se sitúa en 16 por 100.000 habitantes. Un requisito que no cumplirían ni Estados Unidos ni Rusia, ni Singapur, ni Macedonia del norte ni muchos países de Latinoamérica, pero sí Corea del sur, Japón o China. Según las mismas fuentes, otros criterios a debate son la tendencia en las infecciones -si se mantienen estables o se apuesta porque sea decreciente-, la capacidad de las autoridades de realizar test, la existencia de app de rastreo así como las medidas de contención, la fiabilidad de los datos y la reciprocidad en las decisiones.

“Es un debate muy complicado”, admiten otras fuentes diplomáticas que apuntan a la existencia de diferentes intereses entre los Estados miembros aunque hay consenso en que ante todo debe primar la seguridad y el uso de criterios científicos. "La idea es abrir de la forma más seguria posible teniendo tanta certeza como sea posible", añade una tercera fuente. Según el NYT y Politico, Croacia, que ostenta la presidencia semestral de la UE hasta el 1 de julio en que cederá el testigo a Alemania, ha planteado dos listas potenciales de países seguros, en función de la respuesta dada por los países terceros y la incidencia de los contagios.

El primer listado contaría con 47 países (con una tasa de infecciones por debajo de 16 por 100.000 habitantes) y el segundo con 54 países (si se opta por una horquilla de entre 16 y 20 casos). Ambas listas dejarían fuera a Estados Unidos pero permitirían incluir entre los países seguros a China, Vietnam o Australia. A estos se sumarían Canadá, Turquía y Egipto si el criterio elegido es la horquilla más amplia. En todo caso, la intención de los 27, tal y como propuso la Comisión, es que la lista sea flexible y se actualice de forma regular. El plazo más mencionado, según fuentes diplomáticas, son dos semanas aunque tampoco se

Coordinación y flexibilidad

Al igual que sus fronteras internas, la UE restringió el acceso a través de sus fronteras exteriores el pasado 16 de marzo. Desde entonces ha prorrogado las medidas en dos ocasiones, la última vez el pasado 15 de junio cuando Bruselas propuso limitar el acceso dos semanas más y empezar a eliminar las restricciones de forma coordinada y gradual, en función de la situación epidemiológica en origen. Y es que, con las fronteras internas abiertas los ciudadanos procedentes de países terceros que entran en territorio europeo pueden desplazarse con libertad por el continente. 

“Los viajes internacionales son claves para el turismo y los negocios, para reconectar familia y amigos. Aunque todos tendremos que seguir teniendo cuidado ha llegado la hora de preparar el levantamiento de las restricciones con aquellos países en situación sanitaria similar a la de la UE”, defendía hace dos semanas la comisaria Ylva Johansson sobre una decisión que sigue siendo nacional.