11 ago 2020

Ir a contenido

SALDO NEGATIVO

Londres lleva gastados 5.000 millones de euros en preparativos para el 'brexit'

Un total de 22.0000 personas fueron contratadas en octubre para la planificación de la salida de la UE

Begoña Arce

El primer ministro británico, Boris Johnson.

El primer ministro británico, Boris Johnson. / STEFAN ROUSSEAU (AP)

El dinero en las arcas británicas se escapa a raudales por la financiación del 'brexit'. Antes incluso de que la salida de Europa sea efectiva, algo que ocurrirá el 31 de diciembre, los distintos departamentos gubernamentales en el Reino Unido llevan desembolsados 4.400 millones de libras (5.064 millones de euros), en los preparativos para la ruptura con la UE. De acuerdo con la Oficina Nacional de Auditoría (NAO), un organismo parlamentario independiente encargado de auditar departamentos y agencias gubernamentales, la cifra abarca los gastos desde junio del 2006, cuando se celebró el referéndum, hasta el 31 de marzo de este año.

Según la NAO, los gastos en personal han alcanzado los 1.900 millones, de los que el Gobierno dedicó 288 millones al empleo de consultaras externas. El pasado mes de octubre había 22.000 personas trabajando en los preparativos del 'brexit' y de una posible ruptura con la UE sin acuerdo.  Otros 1.500 millones se dedicaron a la puesta en marcha de nuevos sistemas de infraestructuras y a publicidad, como la campaña gubernamental 'Get ready for Brexit', ('Prepárate para el Brexit'), que costó 46 millones y, a juicio de la NAO, "no está claro que sirviera para que el público estuviera significativamente mejor preparado".

Naviera sin barcos

Los fiascos también han salido caros. Las pérdidas relacionadas con el 'brexit' han supuesto 92 millones de libras, al tener que pagar 33 millones por una reclamación de Eurotunnel en los tribunales y 50 millones más por contratos cancelados con compañías de ferris, que debían abastecer al país con artículos de primera necesidad, en caso de un 'brexit' sin acuerdo. El Ministerio de Transportes fue criticado por contratar a una compañía, Seaborne, que no tenía barcos.

La presidenta del Comité de Cuentas Públicas del Parlamento, Meg Hillier, considera que "el publicó no ha sido informado de lo que el Gobierno estaba haciendo" y ha denunciado la "falta de transparencia" de distintos departamentos, sin que el Tesoro tomara medidas.