09 jul 2020

Ir a contenido

tensión en el país caribeño

El chavismo despoja a Guaidó de la presidencia del Parlamento de Venezuela

Diputados chavistas eligen al opositor disidente Luis Parra como nuevo presidente de la Asamblea Nacional

El líder opositor apoyado por Washington no llegó al debate tras ser retenido por la policía y denuncia un "golpe"

Efe

Momento en el que Juan Guaidó es impedido entrar en el edificio del Parlamento venezolano.

Momento en el que Juan Guaidó es impedido entrar en el edificio del Parlamento venezolano. / AP / ANDREA HERNÁNDEZ BRICE

La crisis política sigue creciendo en VenezuelaJuan Guaidó ha sido despojado de la presidencia del Parlamento venezolano. Diputados chavistas de la Asamblea Nacional (AN) eligieron este domingo a Luis Parra, antiguo miembro del partido opositor Primero Justicia, como nuevo presidente en un bronco y breve debate al que no pudo llegar el líder opositor, retenido durante horas por la policía en los alrededores del Palacio Legislativo de Caracas.

El diputado de mayor edad presente en el hemiciclo ejerció como presidente temporal de una sesión exprés que cerró Parra, algo que el equipo de Guaidó calificó como un "golpe al parlamento" puesto que quienes lo eligieron lo hicieron "sin votos ni quórum". El acto fue transmitido en directo por el canal público Venezolana de Televisión (VTV), fiel al oficialismo, que nunca transmite las sesiones de la AN.

Un grupo de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) de Venezuela impidió  a Guaidó y a parte de los diputados de la oposición ingresar en la sede de la cámara, donde debía ser reelegido como su líder. "Están intentando todos los mecanismos posibles para evitar la reelección de una junta directiva que tiene la capacidad para que Venezuela cambie (...) y es la dictadura la que lo prohíbe", dijo Guaidó tras ver frustrado su ingreso. Tras serle negado el acceso a la cámara, Guaidó incluso intentó trepar las rejas que le cerraban el paso al Palacio Legislativo. "La dictadura se revela una vez más", lamentaba.

Este domingo, Guaidó aspiraba a ser reelegido como presidente de la Asamblea Nacional, un rol fundamental para mantener el pulso con el Gobierno de Nicolás Maduro. Apoyado por los Estados Unidos, el 24 de enero del año pasado Guaidó se autoproclamó "presidente encargado" de Venezuela después de que el legislativo no reconociese el segundo mandato de Maduro. Aunque ha sido reconocido por casi 60 países como presidente interino de Venezuela, entre ellos España, en los últimos meses su figura y capacidad de movilizar a la oposición se había desinflado de forma notoria.

IMPLICADO EN CORRUPCIÓN

El diputado Luis Eduardo Parra se convirtió en noticia nacional el pasado diciembre después que una investigación periodística lo colocase en el centro de una trama de corrupción en la que parlamentarios opositores venezolanos favorecieron e intentaron lavar la imagen del empresario colombiano Alex Saab, socio comercial del gobierno de Maduro e investigado por presunto lavado de activos. La implicación en ese escándalo le llevó a ser apartado del partido.

Entonces la oposición lo señaló como uno de los responsables de la "Operación Alacrán" con la que, aseguraron, pretendía comprar voluntades para evitar que Guaidó fuese reelegido presidente de la AN. Antes de la sesión, Parra ha colgado una foto en las redes de la que sería su junta.

El oficialismo chavista apoya ahora a Parra como nuevo presidente de la AN. Sin embargo, la oposición rechaza ese nombramiento porque, asegura, no se ha hecho conforme al reglamento, que establece un mínimo de 83 diputados para inaugurar la sesión legislativa. En la de este domingo sólo había 57 diputados, la mayoría de ellos fieles al gobierno de Nicolás Maduro.