24 feb 2020

Ir a contenido

Situación extraña

Evo Morales y su partido elegirán a su candidato presidencial desde Argentina

El expresidente de Bolivia anunció que los representantes del Movimiento Al Socialismo se reunirán con él en Buenos Aires para seleccionar a los que competirán en las próximas elecciones de su país

El Periódico

Evo Morales en conferencia de prensa en Argentina.

Evo Morales en conferencia de prensa en Argentina. / AFP

El partido del ex presidente boliviano Evo Morales, el Movimiento Al Socialismo (MAS), decidió en una reunión en Buenos Aires, que elegirá a su candidato a presidir Bolivia el próximo 19 de enero en un acto que se llevará a cabo en la capital argentina, donde reside el exgobernante.

Morales, ahora jefe de campaña del partido, mantuvo un encuentro con dirigentes nacionales, regionales y departamentales del MAS en Buenos Aires, donde tramita su condición de refugiado, para dar inicio al proceso de selección de los candidatos a la Presidencia y Vicepresidencia de su formación. El exmandatario afronta una orden de arresto en Bolivia, que no se hará efectiva en Argentina por haber pedido refugio en el país.

La sede en el exilio

"Esa reunión se va a realizar el día 19 (de enero) en Buenos Aires. Aquí vamos a decidir quién es el candidato a presidente y vicepresidente. Nosotros teníamos el deseo de que sea una gran reunión en Bolivia o en la frontera entre Argentina y Bolivia", expresó Morales, pero según él le recomendaron que no fuera así.

Esta decisión fue "aprobada por consenso" por los dirigentes del MAS que acudieron a la cita, entre los que no pudieron estar los representantes del departamento boliviano de Beni, que no llegaron a tiempo.

Morales dimitió como presidente el pasado 10 de noviembre denunciando un golpe de Estado para derrocarlo y tras la publicación de un informe de la Organización de Estados Americanos que advertía de "graves irregularidades" en los comicios del 20 de octubre en los que fue declarado vencedor para un cuarto mandato consecutivo.

El político, que no se presentará a los próximos comicios, viajó a México, donde permaneció asilado un mes y el 12 de diciembre llegó a Buenos Aires, donde pidió ser refugiado y se reencontró con sus hijos, que viven aquí desde finales del pasado mes.

Crisis en Bolivia

Una vez que el tribunal electoral boliviano anuncie la convocatoria a las urnas en las próximas fechas, los comicios pueden celebrarse en un plazo de hasta 120 días. Mientras tanto, seguirá ejerciendo como presidenta interina de Bolivia Jeanine Áñez, a quien Morales acusa de encabezar un Gobierno "de facto".

Con respecto al Gobierno interino de Áñez, el exmandatario aseguró que todo este proceso "ha servido para hacer profundas reflexiones de cómo se vive con la derecha golpista", al mismo tiempo que lamentó haber perdido "tantos compañeros", en referencia a las numerosos muertos tras semanas de protestas en el país.

La elección de los candidatos

En cuanto a los precandidatos del Movimiento Al Socialismo, Morales detalló que hay "cuatro o cinco", entre los que destacó a los exministros de Exteriores Diego Pary y David Choquehuanca, así como a Andrónico Rodríguez y al exministro de Economía Luis Arce.

Sobre la posibilidad de votar en los nuevos comicios y la decisión del Tribunal Supremo Electoral de no permitir que sufraguen los nuevos empadronados en el exterior, el expresidente sostuvo que aún no se decidió sobre si ir a la ciudad boliviana de Cochabamba para votar.

"Nuestro delito y pecado es haber demostrado al mundo que es posible otro mundo sin el Fondo Monetario Internacional y es posible otra Bolivia sin el Banco Mundial", afirmó Morales durante su intervención. Aunque admitió que hubo un "exceso de confianza" en su partido a la hora de afrontar los pasados comicios y las fechas posteriores, se mostró convencido de que en la próxima ocasión van a ganar.