29 nov 2020

Ir a contenido

LACRA EN EL PAÍS ASIÁTICO

Al menos 10 muertos en un incendio en una fábrica ilegal en Bangladés

Otras 17 personas murieron a causa de otro incendio en una fábrica de plásticos a las afueras de Daca esta misma semana

Efe

Tareas de extinción de un incendio en una industria de Bangladés.

Tareas de extinción de un incendio en una industria de Bangladés. / ARCHIVO (AP)

Al menos diez personas han muerto este domingo en un nuevo incendio en una fábrica supuestamente ilegal en Bangladés, donde esta semana otras 17 personas fallecieron en un siniestro similar ocurrido en una factoría a las afueras de Daca, la capital.

El servicio de bomberos ha informado de que el incendio se declaró hacia las 17.45 hora local (las 12.45 en horario peninsular español) en una fábrica de ventiladores en Gazipur, cerca de la capital bangladesí, y que cuando extinguieron el fuego hallaron diez cuerpos en el interior. "Este es un edificio de tres pisos con cobertizo de hojalata y con un solo punto de salida. Asumimos que la fábrica es ilegal, ya que no tenía licencia contra incendios", afirmó el jefe de la división del Servicio de Bomberos y Defensa Civil, Debashis Bardhan.

Condiciones precarias

Los siniestros industriales se suceden en Bangladés, país que ha estado bajo escrutinio internacional durante los últimos años por las precarias condiciones de seguridad en sus fábricas, sin que parezca que hayan conseguido detener esta lacra. 

De acuerdo con datos del Servicio de Bomberos de Bangladés, entre 2004 y 2018, unas 1.970 personas murieron en el país asiático en los 89.923 incendios registrados en es periodo. Solo esta semana, al menos 17 personas murieron a causa de otro incendio en una fábrica de plásticos a las afueras de Daca.

El pasado febrero, un masivo incendio en el casco antiguo de Daca arrasó casi por completo siete edificios, dejando a su paso al menos 70 muertos y 55 heridos. El fuego comenzó en un inmueble en el que se encontraba un almacén de productos de plástico.

En el 2013 se produjo el peor accidente industrial en la historia de Bangladés, cuando 1.134 personas murieron y más de 2.500 resultaron heridas tras el derrumbe cerca de Daca del edificio Rana Plaza, que albergaba en sus ocho plantas cinco talleres textiles.